Inicio > Audio, Libro, Música > Buen día del libro

Buen día del libro

Como ya anunciamos hoy se celebra el día del libro. Buen día a esos devoradores de libros y a los que no se animan a leer que lo hagan, los libros no muerden, las vampiras y pirañas sí 😉
También aprovecho para felicitar a comuneros y castellanos ya que hoy se celebra el día de Castilla-León y Aragón.

Finiquito con un pequeño homenaje al día del libro, extensible al resto del año.

§

Te pido que nos veamos por San Jordi, aunque no habitemos Catalunya. Me dices que la flor de tu pecho se marchitó, que no merece la pena.
Al encomendarme a la providencia recorro tu arrabal, donde una señora menea la cabeza de este a oeste cuando me ve pasar. Saca una de sus manos de la faltriquera y señala dirección sur. Al rato, mientras mis pies cavan los surcos que me recordarán el camino de regreso, te diviso en la torre más alta. No deseas rescate ni auxilio, tampoco los necesitas -dices-. Hago caso omiso pero, es cierto, las ascuas de tu pecho son ahora cenizas. Ya no sientes, perdiste el sentido de sentir.
Dejo un ejemplar del Necronomicón y una rosa azul con un poema de Novalis. Tal vez así logres evocar y seguir rememorando tu derrota.

§

De regreso a casa donde el pasado parece derrumbarse a mi espalda, persigo la estela dejada por el vuelo del dragón con intención de darle caza.
Seré San Jorge por un día. El dragón vomita, de su boca salen libros que bombardean la ciudad. Caen indiferentes sobre coches, terrazas, cabezas… Me divierte.
Los primeros libros caen como pedruscos, auténticos tochos. Son los que más peligro entrañan. A estos les siguen otros menos dañinos, a nivel de física de cuerpos. Por último, suaves y meciéndose a lomos del viento, caen libros de poesía, poemarios, cuentos, relatos e incluso algún microrrelato.
Algunos transeúntes, por primera vez, abren un libro. Otros, simplemente, lo celebran como si lloviese dinero. Los menos afortunados lucen brechas en el cráneo. Sonrío.
Una mujer pasea con un niño de la mano, lo libera. Recoge un libro, lo abre: un ejemplar de Mararía, lo hojea, me recuerda a ti.

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: