Inicio > Antipoesía, Boca, Ciudad, Crónica, Criaturas, Instantes, realidad, Sexo, sombras, sueños, Urbano > Crónicas de La Gamba – I –

Crónicas de La Gamba – I –

Entra una pareja de mujeres al bar.

Llegan desde una calle lateral,

se pegan a la barra y entre sonrisas

le piden dos cañas a la camarera.

Mientras esperan,

deciden ir al baño juntas, como suelen hacer Ellas,

y entonces imagino que en los servicios

una le baja la tira de la camiseta a la otra,

oigo botones que desabrochan,

manos que se mezclan, lenguas que se hablan…

De repente, como si tal cosa, salen con media sonrisa,

tranquilas  ambas, con los pezones firmes,

la piel recién mudada y las pupilas bien abiertas.

Nada más llegar a su sitio devoran ávidas sus cervezas.

Su bocas no dicen nada distinto al resto de clientes,

frescura, sed saciada.

Es una tarde calurosa.

Entonces me recuerdo que no sé leer los ojos ajenos,

que incluso aquellos que amo me ocultan cientos de misterios,

y que mi cerebro de hombre respira por instintos…

pero que no son muchas las razones

que explican convincentemente una piel brillante y llena de vida.

Anuncios
Etiquetas:
  1. junio 12, 2009 en 5:12 pm

    Parafraseando al amigo Rayco, te diré javierhf, que has hecho poesía.

    ¿Puedo ponerle música?… ¡Ahí va!:

  2. R. Alzala
    junio 13, 2009 en 12:40 pm

    Ya veo el maldito caso que fácemes
    cuando vamos a la Gamba 😉
    Ahora comprendo porqué no
    entérate de la mitad de cosas que digu 😉
    Paréceme correctamente montado en primeras lecturas
    aunque el final creo que no está a la altura.
    Abrazu.

    Únome a la audioteca con un poco de tango:

  3. JAVIERHF
    junio 13, 2009 en 1:29 pm

    Puedo intuir que el final es este,

    “Es una tarde calurosa.

    Entonces me recuerdo que no sé leer los ojos ajenos,

    que incluso aquellos que amo me ocultan cientos de misterios,

    y que mi cerebro de hombre respira por instintos…

    pero que no son muchas las razones

    que explican convincentemente una piel brillante y llena de vida.”

    y que la transición entre que se toman la cerveza y esa especie de conclusión final no tiene “flow” .

    Tómole nota.
    Y, Virey, yo te fazo caso, caso y cazo y caldeiro, jeje.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: