Inicio > Fotografía, Ideas, Instantes > Muerte súbita

Muerte súbita

Un cuerpo clavado

contra la pared. Al final del recibidor,

se proyecta su sombra sobre el suelo.

Los libros, las estanterías, las maletas, la ropa y las mantas y las sábanas del armario,

las herramientas, y las viejas fotografías permanencen inmóviles.

Todo está en silencio.

Desde la mirilla de la puerta de entrada

un incandescente punto de luz atrapa mis ojos.

Las pupilas se petrifican dilatadas.

Silencio…

Una finísima espina blanca y luminosa

atravesó delicadamente el corazón.

Los músculos del antebrazo izquierdo quedan contraídos,

el dedo anular apunta con decidido rictus hacia el cielo.

No sé por qué sonrío, y no importa.

Ya le pediré cuentas a Sea Quién Sea,

al dueño de esta espadaña.

Anuncios
Etiquetas:
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: