La décima puerta

Ésta es tu Puerta.
Prosa, poesía, pensamientos, reflexiones, sueños de todo a cien, de mercadillo de los sábados y los domingos, pensamientos y reflexiones de alto vuelo, relatos o relatiños de mueble bar…Éste es tu espacio, ésta es tu puerta. Arrímate a nosotros, lee y comparte tus palabras con nosotros, crea con nosotros.

http://www.myspace.com/ladecimapuerta

“A un desconocido”

¡Desconocido que pasas! No sabes con cuánto ardor

te contemplo, debes ser el que busco,

o la que busco (esto me viene como en sueños),

Seguramente he vivido contigo en alguna parte

una vida de gozo,

Todo se evoca al deslizarnos el uno cerca del otro,

fluidos, afectuosos, castos, maduros,

Tú creciste conmigo, fuiste muchacho conmigo

o una muchacha conmigo,

He comido contigo y he dormido contigo, tu cuerpo

ha dejado de ser sólo tuyo y ha impedido

que mi cuerpo sea sólo mío,

Tú me das el placer de tus ojos, de tu rostro, de tu carne;

tú me tocas la barba, el pecho, las manos,

en cambio,

No debo hablarte, debo pensar en ti cuando esté

sentado solo o me despierte solo en la noche,

Debo esperar, no dudo que te enconrtaré otra vez,

Debo cuidar de no perderte.

Walt Whitman

_________________________________________________________________________________________________

Anuncios
  1. yazmina
    junio 21, 2008 en 10:05 pm

    En la mar vuelvo a nacerme

    (Pienso en la habitación a oscuras,
    construida en la playa,
    con la puerta en la mar.)
    ¿Es esto soledad o es paraíso?
    la oscuridad me protege de las cosas de afuera.
    cuatro paredes pueden ser un vientre,
    Un vientre que no cabe en el haz de la tierra
    y se acoge al rumor de las aguas.
    Si me escucho hacia atrás
    me contemplo mirando
    con años que no ven,
    años sin ojos,
    aun si la presencia de la luz;
    ojos que ignoran que son años que ya han nacido
    y se han puesto a morir hacia su nacimiento
    recordando una mano que fue descanso y fuente.
    Soy un niño en el vientre de su madre
    que aun no sabe llorar
    ni se babea
    ni orina los zapatos.
    Sino que trabaja nutriéndose de horas y silencios.
    Porque el silencio también hace crecer,
    da fortaleza,
    tiene canto y mejillas como un nido.
    El rumor de las olas es quien da compañía,
    quien mece su canastilla de espumas.
    Por la puerta, estas cuatro paredes
    darán a luz al alba a todo el mar,
    saldré yo mismo a luz.
    Atrás queda la tierra,
    con su cuerpo de rocas y repechos,
    con todo lo que es valle, césped, caricia de mujer.
    Esta cuatro paredes no lo verán,
    están dentro de todo lo que mire,
    son un vientre que nunca rozarán labios ni pechos,
    que no conoce orilla ni claridad,
    que me tiene sentado en su regazo,
    me respira y me palpa.
    No sé cómo estas cuatro paredes
    pueden tener tanta ternura,
    cómo puede albergar reposos de lecho,
    cómo han podido reciénnacerme ahora.
    Nada tiene aquí semblante, todo está suspendido
    en el cuerpo de este rumor,
    en la justicia de la sombra,
    que es igual para las manzanas y las maderas,
    para las sillas pálidas como monjes
    y los claveles de trapo y las cortinas
    anegadas en rojo.
    Nada aquí encierra frente, sólo tiempo de alcoba,
    presencia de piedra que estuviera a punto de latir.
    Todo yace posado, como incubando el vuelo
    en el corazón de una nube,
    y en el pecho de una guitarra.
    Y todo este silencio
    que ha crecido en el musgo de la noche,
    este silencio que han pensado los árboles,
    este silencio que molturan los niños,
    el amor cuando se tuesta en la parrilla de la ausencia,lLa boca cuyos besos son brazos que llegan a la luna,
    Todo este silencio que ha llegado de adentro
    -lde sótanos de mí mismo,
    de las entrañas de las islas-
    y se ha echado en la arena,
    es todo cuanto poseo,
    mi riqueza en este instante,
    mi familia y mi herencia,
    mi libertad formando cascada con mi espalda.
    Mañana me naceré como un pez de toda soledad,
    de las cuatro paredes de este vientre.
    Será la mar mi madre,
    la madre que no muere ni enterramos nunca.

    Con la mano en la mar así lo espero.

    Pedro García Cabrera.

    http://bdigital.ulpgc.es/mdc/ConsultarDocumento/audio.php?accion=td4140_0003&id=4140&titulo=A+la+mar+fui+por+naranjas%3A+recital+po%E9tico

  2. junio 22, 2008 en 2:53 am

    Primero que nada, ¡Saludos inagurales!
    Son casi las tres de la mañana, he estado leyendo una selección de poemas de Pedro García Cabrera y al entrar aquí me encuentro con este poema que me encanta.
    No sé si el poeta pertenece o “le dio al surrealismo pero es cierto que tiene unas imágenes poéticas que hacía tiempo no leía y cuyo equivalente sólo encuentro en el “árbol de luz” de Manuel Padorno.

    Esta noche me dio por hacer “ejercicios” a partir de algunas de las imágenes que utiliza el tío Pedro como, por ejemplo, “el pájaro de los sueños” o “ls torres, las chimeneas, las casas/van de paseo, en sus sombras,/para bañarse en la playa/y columpiarse en las olas/…se suben a las montañas/para contarle cosas/que aprendieron en las aguas”, o “Al mar, en la lejanía,/lo ha vacunado una vela”.
    Mañana subiré los resultados de dichos ejercicios experimentales.

    El poema me encanta, me gusta mucho como discurre. De Pedro García Cabrera, creo que bien merece una tesis 😉 , y una investigación creativa que parte de las imágenes que emplea.

    ¡Saludos Yazmina! Y gracias por inagurar la sección. Muy buena elección.

  3. junio 26, 2008 en 10:57 am

    (Copio mensaje de un lectornauta)
    ricard

    Hola os adjunto info sobre un proyecto que quizas os interesa…

    LA IMÁGEN POR LA QUE SE VA HA ESCRIBIR MAS EN LA HISTORIA.

    Escribe todo lo que te sugiera la imágen en este mail adjunta, por absurdo que te parezca. No te cortes.

    La idea de este proyecto colaborativo es conseguir “la imágen por la que mas se ha escrito en la historia”, y presentar la imágen y todos los textos recibidos en los Records Guiness. El proyecto se inicia el 3 de Julio del 2008.

    La selección de la imagen ha sido azarosa. Se colocó en google imágenes la palabra “viernes” y esta fué la primera imágen que salió en el buscador.

    Escribenos y añade tu nombre!

    1. Enviar textos a softwarelive@gmail.com

    Mas info en: http://www.softwarelife.net/laimagen.htm

    De ¿Qué es Nueve Puertas?, 2008/06/25 at 6:09 PM

  4. R. Alzala
    junio 26, 2008 en 11:29 am

    Me apunto, aunque aun hay tiempo…hasta 2010 Mundial de Sudáfrica.
    Grande la foto jejeje.
    Gracias.

  5. yazmina
    julio 6, 2008 en 9:45 pm

    La vida no me alcanza para pensar en la muerte
    la vida solo me alcanza para vivirla,
    la vida pasa y cada vez queda menos tiempo.
    Menos tiempo para vivir, para soñar, para reír,
    cada día es un día menos para vivir, pero
    que más da que se apresure, que más da,
    porque nos queda la esperanza, los sueños,
    las alegrías inesperadas, los pequeños detalles
    que me hace sentir querida,
    que me hace sentir viva,
    que me hace olvidar la muerte
    para solo pensar en tu recuerdo.

  6. R. Alzala
    julio 8, 2008 en 6:50 pm

    Gracias por el aporte Yaz 🙂

  7. agosto 13, 2008 en 1:08 am

    Con su permiso Señorita Yazmina,
    aquí mi humilde y subjetiva observación, ejem 😛
    En los seis primeros versos sólo cambiaría dos comas por dos putnos y seguidos, o sólo uno. A partir de ahí, qué te parecen estos cambios:
    “Nos queda la esperanza, los sueños,
    las alegrías inesperadas, los pequeños detalles
    que me hacen sentir querida,
    que me hacen sentir viva,
    que me hacen olvidar la muerte
    y solo pensar en tu recuerdo.”

    De todas formas, reconozco que en este tipo de poemas tan desnudos, o me por lo menos me lo parece, me resulta difícil hacer observaciones, yo, que dedico tiempo a desnudar versos para ser honesto…a veces, o veces también 🙂

    Un saludito!!

  8. Tomás Sperza
    octubre 22, 2008 en 2:39 pm

    Era Hombre, y vestía de traje y corbata.
    Era Hombre, y todos le saluban, todos se giraban al pasar.
    La gente le veía en la calle, sonriente, con su maletín,
    su reloj brillante.
    La gente le veía y pensaba “Ahí va, mírale, un triunfador.
    Es un triunfador, mírale con su traje de Dior, Dolce & Gabbana,
    mírale con su colonia de Armani”.
    Era un hombre con traje y corbata.
    La gente decía “es feliz. Lo tiene todo. Un buen coche, una gran casa,
    el móvil ultimísimo, y hasta mantiene varias amantes. Ahí va, el Hombre
    triunfador, gestiono miles de acciones en los bancos del Montón”.

    En el noticario salió,
    “Asesinato en la calle Melancolía. Apareció
    muerto en un su domicilio un hombre, vestía traje.
    La policía sospecho el robo como motivo
    del crimen.”
    El Hombre murió. Se pegó un tiro en la boca.
    Todos sus trajes se mancharon. Sangraron
    las corbatas, prendió fuego la colonia cara.
    El Hombre se suicidó, tan sólo dejo unos poemas sobre la mesa
    y un armario. Tenía un solo traje,
    y miles de corbatas, cientos de camisas usadas y viejas, zapatos.
    Pasó el tiempo, pero lo viejo siempre estuvo de moda.

    (tiene ya algunos años. intacto, casi desde entonces)

    Saludos a Nueve Puertas.

  9. Benita
    octubre 22, 2008 en 9:01 pm

    Gracias Tomás. Transmite un mensaje que viene muy bien en la época que estamos viviendo, y en todas las épocas. Impactan los últimos cuatro versos.

  10. Robson Da Souza
    octubre 26, 2008 en 11:54 pm

    Contemplar tu rostro
    bajo este cielo de Setiembre
    es preferible a tener sexo
    con cien mujeres a las que no amo.

  11. Groucho Jr.
    octubre 27, 2008 en 8:05 pm

    Editor: “Hay que darlo todo al escribir. ¡Todo! ¡Me entiende!
    Escritor en rabeado*: “¡Sí señor!”
    Editor: “¡No le oigo escoria!
    Escritor en rabeado y recién meado encima: “¡¡¡TODO SEÑOR!!!”

    1000 años después
    EN UNA GALAXIA MUY LEJANA

    Editor: “¿Ha terminado la novela?”
    Escritor: “¡No señor!
    Editor: “¿Por qué no la ha terminado ya?”
    Escritor: “¡Porque lo doy todo cuando escribo señor y al terminar la novela la quemo sobre el escenario y la golpeo aún en ascuas!”

    ———————en rabeado es con el rabo entre las piernas XD

  12. Tomás Sperza
    octubre 28, 2008 en 4:21 pm

    No me decidía a ponerlo en el artículo sobre el fallo del premio tomás morales. Sobre la “cultura” o eso que llaman cultura en las grandes ciudades:

    Esta ciudad como tantas otras en el mundo
    sólo vive de postizos de capital y cultura,
    esas inyecciones que ahora reviven la gordura
    de los bancos muertos, la usura del engaño,
    la humildad de la mentira avara, los sueños falsos
    y la oferta de ignorancia y despilfarro: gasto, gasto, gasto, gasto.
    Esta ciudad cosmopolita y arrogante, como tantas otras,
    se pregona y se engalana, se viste de carnaval
    a costa del mono de trabajo, a costa del rito popular…
    Esta ciudad y sus creencias son (y soy yo quien lo jura)
    recetas de todo a cien, mercadillo barato de carteles
    de ópera y danza, premiados poetas de clasicismo contemporáneo
    y una cultureta de relamidos y pelotas.
    ¡Pasen y vean! Compren y sean felices.

  13. Mr. Reflexivo
    noviembre 1, 2008 en 2:06 pm

    La corrección política y
    la hipocresía social
    me prohíben llamarte amante,
    tus redes de pesca intentan atraparme en mar abierto y
    encima, o debajo, no me regalas tus carnes cuando yo quiero:
    eso, nena, es un juego que me aburre.

  14. Madalena Salvado
    noviembre 1, 2008 en 6:48 pm

    EL MENDIGO

    Cierto día,
    Perdi la confianza en mí,
    Perdí la confianza en Dios,
    Tuve frío,
    Tuve hambre,
    Me senté en inhóspito suelo callejero,
    extendí la mano…
    Y así me quedé…..Esperando

    • jacobo1
      junio 5, 2009 en 12:24 am

      Hermoso poema, aunque un poco triste. En vigo han muerto desde primeros de año hasta hoy quince indigentes. Yo soy un privilegiado porque tengo un techo donde cobijarme. Hay que tener mucho cuidado porque la vida da muchas vueltas y por eso deberíamos ser un poco más humildes con los demás porque nunca se sabe lo que puede pasar. Quien crea alguien que son mejores que ellos es que son unos pobres ignorantes. A esa gente hay que ayudarla. Yo por lo menos lo intento aunque reconozco que doy poco. La verdad es que cuando veo a un “pobre” o a un indigente y veo que le doy tan poco reflexiono y digo: por qué en el mundo tiene que ocurrir esto; somos demasiado egoistas.
      Ahora hay una crisis económica y una crisis de valores; pero sé que después de una crisis como esta, tiene que haber un renacimiento en el sistema económico que será nuevo, el capitalismo salvaje y que está hundiendo a tanta gente desaparecerá y los valores humanos cambiarán;en eso soy optimista.
      yo tuve algunas crisis y sufrí mucho, pero eso me reforzó y me hizo cambiar, y ahoro valoro las cosas pequeñas, por ejemplo la naturaleza, el cantar de un pájaro, yo que sé, en fin la vida me parece más hermosa que antes y hay que aprovecharla y vivirla.
      Yo antes era todo lo contrario: competitivo en la carrera, en chicas y en deportes. Gracias a las crisis y al sufrimiento he cambiado para bien. Yo me imagino que si ahora estamos con una doble crisis, por mi experiencia vital puedo decir que después de esta doble crisis, el mundo cambiará a mejor.

      No se mucho sobre blogs, puesto que he comenzado ahora a utilizarlos.

      mi correo es: ruizescudeiro@yahoo.es

  15. Tomás Sperza
    noviembre 2, 2008 en 6:49 pm

    Decidí partirme la cara a versos.
    Salir a la calle en pelotas, dejar la suciedad atrás
    en los contendores que florecen en cada canal de televisión.
    Decidí no leer más periódicos
    y bucear en el lino de aquellos sesos que gritan poemas
    de locos barbudos y viejos piratas,
    con cien cañones por banda…
    Decidí buscarle al tiempo las cyosquillas
    leer la letra pequeña del contrato que traje bajo el brazo al nacer.
    Decidí, amigo,
    partirte la cara a versos
    y que me la partas tú también,
    dejar atrás el miedo que se esconde tras la contusión
    y el espinazo doblado de dolor,
    despidir de mis días todo lo que apeste a sumisión
    abrir las manos, batir palmas
    y sacudirme de mierda el alma

  16. Madalena Salvado
    noviembre 6, 2008 en 6:14 pm

    SRA. PARKS 11/12/55

    ¡Sí Señor, soy negra!
    ¡Sí Señor, soy hija de Adam y Eva!
    ¡Ni más, ni menos!
    Así como tu, Señor Blanco
    No me puedo sentar, dices
    ¡Discrepo!
    Te repito
    ¡No soy ni más, ni menos!
    ¿Animal?
    ¡Sí Señor, soy animal!
    Animal, pero racional,
    Así como tu, Señor Blanco
    ¡Poderoso Dios!
    No me puedo sentar, dices
    ¡Pues me siento!
    ¡Y daquí, daquí no me levanto!
    Porque soy así,
    Así como tu, Señor Blanco
    ¡Y daquí, daquí no me levanto!

  17. Tomás Sperza
    noviembre 9, 2008 en 4:56 am

    Los latidos de esta ciudad
    se coagulan caprichosamenteen cualquier vena,
    en cualquier codo de circulación del cuerpo. Cuerpo femenino,
    sin duda. Cuerpo de mujer
    que se abre y recibe al océano, al ímpetu
    azul y caprichoso de las mareas y la espuma.
    Esta ciudad, y so lcura, late todo el año
    y cuando detecta eléctricas voces
    es el clamor trans-continental, o popular
    el ritmo de la sangre que por sus oscuras arterias fluye.
    Esta ciudad, como otra cualquiera, es un organismo
    que despierta cada día,
    que late, que se alimenta, que consume y defeca,
    y que, invetibalemnte al final del día, duerme,
    incluso la siesta, su santa patrona.

  18. Lucía Eredia F.
    noviembre 13, 2008 en 2:23 am

    Te miré a los ojos y me respondiste
    que ya no serías más Álvaro
    que él había muerto en alguno de aquellos impactos de meteorito
    que aniquilaban por épocas nuestra piel…

    Y lloré y sumergí mis confusiones entre mis manos.
    Y cuando salí a coger aire tú seguías ahí, frente a mí.
    Te miré de nuevo. Tú, Álvaro. Aquel que afirmó
    que nunca más estaría aquí, conmigo…”Adiós”,dijiste antes de irte.

    Saludos a Nueve Puertas, y gracias.

  19. R. Alzala
    noviembre 13, 2008 en 4:56 pm

    Saludos Lucía y gracias, también a la gente que ha colaborado en la Décima Puerta:
    Sr Tomás, Madalena, Robson etc.

  20. X. Andrade
    noviembre 15, 2008 en 5:28 pm

    MI equipaje cabe en un bolsa de mano de Yogi jeans.
    Mi vida sin embargo
    pesa 50 años sobre este banco de la estación.
    Noche tras noche, aquí, como, leo y sueño
    la voluntad. No hay para más
    pero poca gente da menos que eso.

  21. Álvaro C.
    noviembre 16, 2008 en 8:13 pm

    “Aquella tarde cuando casi me casé”

    No me casé
    porque ella no quiso
    (ni me amaba).
    Pero cuánto deseé quitarle el traje blanco.
    Y no era lujuria,
    (ni santo pecado).
    Era Amor devoto. Adoración.
    Eso que le repetía siempre a sus padres:
    la Adoro.
    Devota locura.

  22. X. Andrade
    noviembre 26, 2008 en 10:26 am

    Sentado en mi banco miro
    pasar la gente. A veces
    también ellos miran. Ellos,
    esa costumbre de temer al otro,
    de huir unos pasos de otras miradas,
    de huir de la desgracia,
    como si fuera una enfermedad contagiosa.
    Mi banco ni siquiera es mío,
    no cabe en mi Yogi jeans,
    por eso cambio a diario,
    incluso cada hora. Y enm invierno
    apenas estoy quieto, de un lado
    para otro, para matar el frío.
    Qué suerte vivir aquí.

  23. Beni
    noviembre 30, 2008 en 11:07 pm

    No me gusta tu ropa, ni tampoco me gusta el olor
    de tu piel, ni tu pelo, tu cara, tus uñas, tus pies;
    pero, tus ojos… cuánto me gustan tus ojos,
    su agua, su luz, su aire me envuelve, me desnuda,
    me deja en el todo de la nada. No pesa mi espalda,
    tiemblan mis piernas, no tienen azul mis ideas.
    Me gustas, me gusta tu banco, quiero sentarme,
    y beber de tu cielo sin techo.

  24. X. Andrade
    diciembre 12, 2008 en 12:43 pm

    Hoy te paras frente a mí, deconocido,
    y me saludas.
    “Hola”, me dices.
    Te Respondo con un gesto y sonrío.
    Me dejas un cafélito al lado de mi mano, te despides,
    y te marchas. “Hastal luego. Cuídese”, dices al despedirte.
    Desconocido, pienso que eres de esos,
    de estás personas queacostumbran a saludar
    por el derecho y el deber de corresponder a la mirada ajena,
    a la educación de pueblo, que no siempre fue falsa,
    de estas personas que si ven necesidad
    ofrecen algo para comer,
    a veces un bocadillo que llene el día
    a veces un café que caliente el espíritu,
    a veces incluso algo de tabaco
    con los que evadir los pensamientos
    en días como hoy, cuando simplemente miro pasar la gente.
    Gracias, desconocido. Hasta la próxima vez que nos volvamos a ver.

  25. X. Andrade
    enero 5, 2009 en 4:31 am

    No recuerdo tu nombre ni si alguan vez hablamos.
    Pero te saludé hace unos días, como de costumbre,
    como a ese otro compañero, el lector de periódicos, el de la lengua arremolinada.
    Aquí todos nos saludamos al llegar.
    Esta noche decides sentarte lejos
    y te enfríarás sola, compañera,
    con el único calor de tus brazos.
    La navidad no trae suerte, sólo caridad,
    y yo tengo tanto frío como tú
    y sólo consigo calor
    si me caigo de botella en botella antes de llegar.
    La navidad no viene con suerte
    y la caridad no da calor para todos.
    Esta noche eliges sentarte a solas
    y sólo te acompañarán las paredes grises,
    los anuciosos luminosos, algunos pasos de aquí para allá
    y todas las luces de la Estación.
    El baño siempre huele mal, la puerta casi ununca
    se cierra del todo y despés de tanto
    cerrar y abrir los ojos en vano
    los sielncios de estos gusanos verdes
    que nunca calbagaron las dunas de nuestros sueños

  26. X. Andrade
    enero 24, 2009 en 1:17 am

    Despierto tras una cabezada en un banco de piedra.
    Miro a mi alrededor. Las palomas parecen animadas,
    las tórtolas sin embargo ya no hablan de amor
    y la que pasea por el parque es la misma de siempre.
    Sólo gente que pasea.
    Me levanto y me echo a caminar.
    Encuentro algo para comer y unas monedas
    en mis bolsillos.
    Llevo el periódico bajo el brazo.
    Visto la misma ropa que ayer y antes de ayer y el día anterior…
    un pantalón vaquero, una camisa blanca a rayas
    y una chaqueta abrigada color vino.
    Pero la ropa no es mía, sólo la visto.
    Llego hasta un muro y me apoyo en él,
    me detengo unos minutos
    y me dejo calentar por este sol de invierno
    que a veces me da tregua.

    A veces me pregunto qué soy,
    si es real la indigencia de este sueño.

  27. yazmina
    febrero 17, 2009 en 2:41 am

    ANTONIO MACHADO

    Todo pasa y todo queda,
    pero lo nuestro es pasar,
    pasar haciendo caminos,
    caminos sobre el mar.

    Nunca persequí la gloria,
    ni dejar en la memoria
    de los hombres mi canción;
    yo amo los mundos sutiles,
    ingrávidos y gentiles,
    como pompas de jabón.

    Me gusta verlos pintarse
    de sol y grana, volar
    bajo el cielo azul, temblar
    súbitamente y quebrarse…

    Nunca perseguí la gloria.

    Caminante, son tus huellas
    el camino y nada más;
    caminante, no hay camino,
    se hace camino al andar.

    Al andar se hace camino
    y al volver la vista atrás
    se ve la senda que nunca
    se ha de volver a pisar.

    Caminante no hay camino
    sino estelas en la mar…

    Hace algún tiempo en ese lugar
    donde hoy los bosques se visten de espinos
    se oyó la voz de un poeta gritar
    “Caminante no hay camino,
    se hace camino al andar…”

    Golpe a golpe, verso a verso…

    Murió el poeta lejos del hogar.
    Le cubre el polvo de un país vecino.
    Al alejarse le vieron llorar.
    “Caminante no hay camino,
    se hace camino al andar…”

    Golpe a golpe, verso a verso…

    Cuando el jilguero no puede cantar.
    Cuando el poeta es un peregrino,
    cuando de nada nos sirve rezar.
    “Caminante no hay camino,
    se hace camino al andar…”

    Golpe a golpe, verso a verso.

    “La gente piensa que la genialidad de este poema está en lo versos “caminante no hay camino/ se hace camino al andar” cuando en realidad cada verso es una imagen, una genialidad; en cada palabra sientes burbujas en tu interior. Pero no solo este poema no llena de sentimientos y nos hace meditar sino la mayoría de ellos.”

    Un saludo.

    😉

  28. rosario
    febrero 17, 2009 en 8:43 am

    TE HICE SUEÑO

    Te hice sueño,
    y fuiste plenilunio
    en la lobreguez
    de mis delirios;
    Te ame en silencio,
    en ese silencio
    que al desbordarse
    fue como entonar
    la cancio insonora
    de mi religion por ti.

    • abril 16, 2009 en 1:07 am

      Hola Rosario,
      tras leer varias veces el poema creo que el “como” del tercer verso empezando por el final rompe la cadencia general del poema.

      Por otro lado, y desde mi punto de vista, los tres últimos versos parece que cargan demasiado el mensaje que llevan, como si se alargara el poema sin necesidad.

      Con tu permiso, me atrevería con una propuesta de reducción de los versos como la siguiente:
      “Te amé en silencio,
      en ese silencio que desborda y entona
      la canción insonora de mi religión por ti”

      Claro que la longuitud (disposición) de los versos cambia, pero eso es, en muchísimas ocasiones, muy subjetivo; otras veces es el poema mismo el que te dice como leerlo.

      De resto, y hablando de la sonoridad, me da la sensación de que “lobreguez”, por los sonidos que esta palabra combina, con esa sensación de pesadez (quizás pesadez de la noche, del plenilunio) desequilibra la sonoridad que mantiene el resto del poema con:
      Te hice sueño, (sonido de la C y la S)
      y fuiste plenilunio ( otra vez la S y la suavidad de PL L Nio )
      ….
      Te ame en silencio, (la cadencia de Silencio)
      en ese silencio que….

      Algo parecido me sucede con “insonora”. En mi opinión, una palabra más sencilla como “muda”, por ejemplo, podría encajar mejor con el poema.

      Fíjate también que el poema parece que pide una estructura de dos partes gemelas, como si una reflejara la estructura de la otra, cercana quizás a una canción, a una melodía.

      Te hice sueño,
      +1 verso
      +1 verso
      +1 verso= total 3

      Te ame en silencio,
      +1 verso
      +1 verso
      +1 verso
      +1 verso
      +1 verso = total 5

      Desde este punto de vista, el poema podría ganar en solidez, en conjunto, si se intentara mantener esa estructura paralela.

      ¿qué opinas?

      Un saludo!!!

  29. rosario
    febrero 17, 2009 en 9:36 am

    gracias

  30. rosario
    febrero 17, 2009 en 9:07 pm

    “MANIFIESTO”

    A ti manifiesto
    que soy fuerte viento,
    que soy fiel contexto
    de lo que a ti siento.

    Soy viva coraza
    que cubre tu entorno
    ante la presencia
    de extraño retorno.

    Soy el trasgo que imaginas
    que te mira y no lo ves,
    hurgando vas las esquinas
    y precientes por mi esta vez.

    Soy alada que acompasa
    el viento que tu traspasas,
    soy sueño sobre tu almohada,
    soy rezos que a Dios repasas.

    Soy la hoja que provoca
    que tu corazon se agite;
    soy el viento que la toca
    para sin verme, me mires.

    Soy lo efimero que evocas
    y turba tu noche en calma;
    soy un algo que en ti toca
    fibras intimas de tu alma.

    Soy fibra, materia,
    soy aire y soy luz,
    soy dentro y soy fuera,
    soy yo y soy tu.

    A ti manifiesto
    que soy ese viento
    que te preguntaste
    en algun momento
    ay alguien, lo suento…

    Estoy agradecida por el recibimiento que me da la DECIMA PUERTA, GRACIAS. Estas letras tienen un mucho de tristeza las escribi en un momento en que sentia que nadie me miraba, o a una persona en especial no le importaba. ES SENTIMIENTO PURO.
    Una de esas veces que aun que no te quieran estas ahi, porque no esperas que te quieran solo quieres querer.

  31. sierra.oscura
    febrero 22, 2009 en 7:34 pm

    Sentada en mi escritorio, sin mas compañia que la de mi vieja y sucia libreta de notas.
    Veo como se despide de mi, el último rayo de luz, para dejar la Puerta abierta a la noche.A la oscuridad absoluta.
    Dejando un velo de tinieblas en este cuarto, cuarto que me ha de acompañar una noche más en mi largo viaje.
    Deseas viajar conmigo?

  32. febrero 23, 2009 en 12:45 am

    Muchísimas gracias por compartir sus poemas y textos en la Décima Puertas, siempre traen nuevos aromas, sabores, nuevos tactos y nuevos sonidos a Nueve Puertas.

    Bienvenidas, Rosario y Sierra.Oscura.

    p.d: para cualquier duda o consulta que quieran hacer sobre Nueve Puertas no duden en enviarnos un correo a contacto@nuevepuertas.es

  33. sierra.oscura
    febrero 24, 2009 en 4:21 am

    “sin titulo”

    Me siento como se siente un charco
    entre mares de cenizas.
    Mi ser es un huracán que choca con el viento.
    Que teme desaparecer con un día de sol.

    ¿cómo me siento vida, cómo me siento?.

  34. sierra.oscura
    febrero 24, 2009 en 4:22 am

    “El mejor placer de la vida es hacer lo que la gente te dice que no puedes hacer”

    WALTER BAGEHOT.

    😉

  35. sierra.oscura
    febrero 24, 2009 en 4:28 am

    El sueño no logra apoderarse de mi cuerpo, mi mente, no puede dejar ni un solo segundo de pensar en ti.
    Tengo clavada en mi retina, lo que ví, lo que sentí..

    ¿Porqué no estás a mi lado ahora?, ¿porqué me siento tan asustada?.

    Me pregunto, si sabrás cuanto deseo esas últimas palabras, si estarás mañana en el mismo lugar. En mis recuerdos.

  36. Hiperbole
    febrero 25, 2009 en 1:39 am

    Y me acuerdo también
    del olor a mandarina
    y los chistes verdes
    y de la calle
    a la hora del mediodía,
    te acuerdas tú
    cuando querías ser una guerrera,
    y me ofrecías el mundo
    con el gesto clandestino
    de quien pide un favor: Cógelo, cógelo.
    Y yo, hambrienta lo cogía.
    El calor era un refugio
    de la cólera callejera,
    una droga irreconocible
    con la que solo se podía
    escribir un párrafo
    o dos versos,
    un placer efímero que terminaba
    con dejarte más oscura por un lado
    que por otro,
    pero eso te gustaba.
    Me partía en dos el color,
    no era como la miel, ni como el rojo de la brasa,
    sino oscuro, apagado y chamuscado,
    escribir, al fin y al cabo,
    me llevaba lo suyo.

  37. rosario
    febrero 25, 2009 en 9:54 pm

    “OLVIDO”

    Lo llamaremos, tu olvido,
    lo llamaremos, abnesia;
    son asares del destino
    o es mi torpe cabeza
    que no ha podido olvidarte
    porque provocas tristeza;
    se muere el alma de pena
    si no consigo mirarte,
    y se va quedando tu ausencia
    como maldita certeza.

  38. rosario
    febrero 25, 2009 en 10:20 pm

    “DE ASPECTO, DE NACAR”

    Tarde a tarde es igual,
    la misma fisonomia atribulada,
    los recuerdos te vuelven a mi,
    mis ojos deslumbrados,
    se bañan en la transparente irradiacion de tu mirada.
    Hay una mezcla incesantemente grande de penas y alegrias.
    Te derramas a raudales en luminosos efluvios de amor.
    Si, es amor y es un amor punzante y por siempre contenido.
    Cada tarde mi efecto es triste y soberanamente melancolico.
    Tu me haces volver dia a dia con un verdadero sentimiento de pena y amor.
    Eres mi luna blanca, con aspecto de nacar, labios sonrosados, eres reverberar de un sol.

  39. rosario
    marzo 4, 2009 en 12:18 am

    “SON ESCLAVOS”

    Sometidos a espacios tan largos,
    los mometos que encuentro sin ti;
    son esclavos que sufren letargos
    de agonia doliente sin fin.

    Se flagelan los dias con las horas
    una a una y son veinticuatro,
    cada dia sera como ahora
    hasta ver que se dio tu regreso.

    No hay obseqios de sol ni de luna,
    no es distinta la noche del dia,
    luz y sombra se combierte en una
    faltas tu quien a mis noches guia.

    Son esclavos aquellos espacios,
    condenados a tu recordar,
    guardaran de tu estancia los rasgos
    y algo de esa tremula forma de andar.

  40. rosario
    marzo 4, 2009 en 1:25 am

    “TE FUNDES EN MI SUEÑO”

    Con un cordial suspiro
    te doy la vienvenida;
    con imnos jubilosos
    evoco tu desden;
    con alma visionaria
    sustento mis quimeras
    nostalgicas tus veras
    mi nunca transitar.

    Que poderoso verso
    sera el que agite tu alma;
    que estancias preferidas
    tendra tu corazon;
    que langida tristeza
    palidece tus ojos,
    esos ojos tan grandes
    como larga oracion.

    Compete a mi desvelo
    findirte entre mis sueños
    colorido abanico
    con destello y matiz
    de un lucero estridente
    que ciega los sentidos,
    que arrastra cual deceo
    y quita la voluntad.

    Noche estrellada inmensa,
    no es grande ante tus ojos;
    vergel de rosas blancas,
    no es diafano a tu boca;
    un lince caprichoso
    no semeja tu andar;
    no se compara nada
    con sensible mirar
    e inconclusa es mi vida
    si excluyes tu verdad.

  41. rosario
    marzo 7, 2009 en 7:17 am

    “LAZOS DE LUZ”

    Legitimos los lazos
    que atan mis ideas
    y oprimen caprichosos
    mi sed de libertad.

    Porque constante vuelve
    la luz de unas memorias
    que olvidadas quisiera,
    quedaran sin hurgar.

    Porque esa luz vehemente
    que te aviva en deceo
    de extaciarse en la llama
    de ardoroso mirar.

    Lazos de luz cobalticos
    sin forma y sin idea
    con cause imaginario
    que destruye a quien los crea.

    Raudales caprichosos
    de ignotos lampos vivos
    que cruzaron sin angulo
    la sombra en mi quimera.

    Como una luna fresca
    que baña lo que observa
    cuando esta por morirse
    la tarde que la anhela.

    Tu acogiste mi espera,
    tu avivaste mi hoguera,
    tus lazos me retienen
    luz de mi profesar.

    Don que me envuelve siemrpe
    en esta ardiente fiebre
    que da vida a la esencia
    y que me hace amarte mas.

    “OBSCURA SENDA”
    Obscura senda, donde la luna
    deja mensajes de claridad,
    como palabras cual diluidas
    por un poeta en la obscuridad.

    Como un relieve del pensamiento
    se va esculpiendo tu candides,
    tu fino porte, precioso anverso,
    sueño inherente de un despertar.

    Carece el verso de esa poesia
    que alude siempre a tu caminar,
    a las nostalgias de esos tus ojos,
    bello preludio de tu mirar.

  42. rosario
    marzo 8, 2009 en 2:18 am

    “CORAZON”
    Si no fueran mis ojos
    los mismos que lastiman
    tus fragiles latidos
    mi tibio corazon;
    que con esa miradas
    que me arrastran a verle
    su garbo y su postura
    y su verso al caminar;
    si pidiera leerse
    en sus ojos y su estampa
    que es un poema vivo
    que solo yo que le amo
    comprendo su contexto
    y solo el cielo inmenso
    enmarca su esplendor;
    con el celeste terzo
    digno de un rey el manto
    con corona de estrellas
    deceos de mi anciedad.

    Me duele la dulzura
    con la que le amas tanto
    y me duele la angustia
    con que gritas y llamas,
    son ecos silenciosos
    que estallan en mi pecho;
    me hieren los esfuerzos
    de llorar en silencio
    cuando lo sientes lejos,
    cuando ves que se aleja
    sin darte un solo adios
    y sin volver jamas.

    Pobre corazon mio
    que por su amor te mueres,
    que por mis ojos quieres
    mirarle una vez mas,
    sufres desesperado
    con infinita calma
    sufrimientos del alma
    mi amante corazon.

    QUIERO PEDIR DISCULPAS PUES NO SE SI HAYA LIMITES PARA ESCRIBIR, ME GUSTARIA SABER. GRACIAS. GRACIAS A LA NOVENA PUERTA.

    • marzo 8, 2009 en 8:53 pm

      Hola Rosario!
      no hay ningún límite para compartir poemas en la Décima Puerta 🙂 Siempre es un placer leer nuevos poemas aquí, ya que aportan otro color y otras voces a Nueve Puertas.

      Muchas gracias! 😉

  43. rosario
    marzo 13, 2009 en 7:30 am

    “TUS OJOS EN MI ALMA”
    Indeleble tu imagen se clavo en mi mirada, tu, con tu sonrisa triste, yo con la tristeza en el alma, me miraste y callamos cada cual su nostalgia, te mire y callamos quedando en silencio la voz de las palabras, mis ojos en tus ojos y los tuyos en mi alma.

    Interminable y triste se remonta el sendero de lo que fue aquel dia que entristecia de aucencia y en oracion sincera rogaba que volvieras y fueras la quimera de un decierto de pena, que fueras el delirio que corre entre las venas como fuego que quema en la sangre y condena.

  44. Rosario
    marzo 13, 2009 en 11:47 pm

    “SOY LA NIÑA”

    Soy tu filosofia, soy la niña en tus manos;
    soy el ave de alto vuelo de tu mente visionaria,
    soy lo que nadie ve, solo tu.

    Estoy en tus manos, soy tu letra, soy tu palabra,
    no apages tu magia, seguire contigo.

    Escribe el nombre de tu fantasia en la nieve blanca de tu corazon, que los sentimientos cundan en tus versos, se como el lamento de un himno de amor…

    CREO QUE CONTINUARA.
    DEDICADO A UNA UNICA FOTOGRAFIA DE NIÑA.

  45. C. S.
    mayo 18, 2009 en 2:41 am

    Escribir un poema es muy difícil, ¿Cuántos hizo Benedetti? Todos aquellos, y otros más, y los que se habrá llevado ¿No se llevan sus versos los poetas? Sí, seguro que se llevó el más bonito, el más poema de todos, el que nos iba a enseñar en cualquier tarde.
    – Para qué dejarlo, me lo llevo, por si me piden cuentas al llegar.
    – ¿A dónde?
    – No importa, ya he viajado mucho, por un paseo más…
    – Se lo lleva entonces, Mario.
    – Me lo llevo, sí. No vaya a ser…
    – Puedo entenderlo.
    – En todos sitios piden algo por entrar.
    – Usted me recitó en Madrid, sus versos, claro.
    – Sería un viernes, porque no recuerdo.
    – Ah, que le da por olvidar los viernes.
    – Sólo si no son injustos.
    – Puedo entenderlo.
    – ¿Qué recité?
    – Versos acertados, sentencias muy hermosas.
    – ¿Como cuáles?
    – Me da pena repetirlos con mi voz, y más ahora…
    – ¿Y ahora más? ¿Por qué?
    – Porque es triste que se vaya.
    – Sólo es un paseo más.
    – Cuídese mucho.
    – Descuide.
    Y se fue, aprovechando que el domingo siempre ha sido un día injusto; se llevó el mejor poema, por si acaso, ya lo dijo: en todos sitios piden algo para entrar. Hacer poemas es difícil, pero para algunos, como Mario, más difícil es no hacerlos.
    Quizá vuelva.
    Es complicado, porque en ese sitio no te exilian por las buenas, pero qué sé yo. Quizá regrese.
    Con su maletín marrón, y diga:
    – Contra el optimismo no hay vacuna.
    Que es lo que dijo en Madrid, cuando recitó sus versos.

  46. F.
    mayo 30, 2009 en 11:01 pm

    Pierdes un verso
    y lo buscas bajo el zapato.
    Da igual que pises azfalto,
    acerca, arena de playa o mierda.

    Pierdes un poema
    y te partes la cabeza
    contra las piedras.
    Entre la sangre y lo gris
    lo encontrarás.

  47. Tristán
    mayo 31, 2009 en 9:27 am

    Camino,
    no ando.
    Respiro,
    sin consuelo.
    Despierto,
    no siento.
    Pregunto,
    me contradigo.

    ¿Camino?
    ¿Ando?
    ¿Respiro?
    ¿Sin consuelo?
    ¿Despierto?
    ¿Siento?
    ¿Tanteo mis contradicciones?

    ¿Es qué acaso vivo?
    ¡No, estoy muerto!
    … me consuelo.

  48. JAVIERHF
    mayo 31, 2009 en 5:25 pm

    Las células convienen trabajar todas juntas. A los órganos les lleva nueve meses mes arriba mes abajo, firmar un convenio común y comenzar a trabajar con único objetivo. Después, comparten información entre ellos, cada uno aporta lo que el otro necesita y así, durante toda una vida, hasta que la muerte los separe.

    Y con tantas conveciones en un único cuerpo hacemos lo único que podemos hacer, construir convenciones, crear convenciones para vivir, para soñar… y si la naturaleza se muestra áspera y dura como una cueva, nos las arreglamos para hacer una conveción a nuestra medida. Desde otro punto de vista…¡la Naturaleza, la Vida misma es una convención! La amplísima, la librísima convención, pero convención al fin y al cabo.

    (continuará)

    Los poblados son convenciones, y los pueblos, y las villas, y las ciudades. Las calles principales son las…¡principales convenciones, así como los buenos trabajos, las buenas carreras, la vida formal, la vida convencional…pero no la buena vida, ¡esa no es convecional! ¿O, sí?

  49. jacobo1
    junio 9, 2009 en 11:30 pm

    Este blog me parece interesante. Por favor, decidme como puedo editar o insertar mis pensamientos, reflexiones,ideas, o las cosas que pasan en el dia a dia en este blog, sin tener que utilizar mi correo de yahoo para enviar mis cosas, valga la redundancia.

    • junio 10, 2009 en 12:39 am

      Hola Jacobo1,
      para insertar tus pensamientos, ideas, reflexiones puedes hacerlo como has hecho con este comentario. Escribes directamente después de hacer clic en comentario. Si quieres compartir con nosotros textos literarios, sea poesía, pequeños ensayos o pequeños relatos, puedes hacer lo mismo pero en la sección “La Décima Puerta”.

      Esa es la manera más sencilla para compartir tus pensamientos con nosotros. De hecho, ya lo haces con tus comentarios. Otra forma es poner tus pensamientos, ideas, etc, en la sección de “Foro” que, quizás, te da más libertad.

      Un saludo!

  50. jacobo1
    junio 10, 2009 en 3:18 pm

    Gracias por la ayuda.

  51. Marina
    julio 17, 2009 en 2:39 pm

    El guardador de rebaños II

    Mi mirar es nítido como un girasol
    Tengo la costumbre de andar por los caminos
    Mirando a derecha y a izquierda,
    Y de vez en cuando para atras…

    Y lo que veo a cada momento
    Es aquello que nunca antes había visto,
    Y me doy cuenta muy bien…
    Sé tener el pasmo esencial
    Que tiene un niño, si, al nacer,
    Repara deveras en su nacimiento…
    Me siento nacido a cada momento
    Para la eterna novedad del mundo…

    Creo en el mundo como en una margarita,
    Porque lo veo. Pero no pienso en él
    Porque pensar es no comprender…
    El mundo no se hizo para que lo pensaramos
    (Pensar es estar enfermo de los ojos)
    Sino para mirarnos en él y estar de acuerdo…

    No tengo filosofía: tengo sentidos…
    Si hablo de la Naturaleza no es porque sepa lo que ella es,
    Sino porque la amo, y la amo por eso,
    Porque quien ama nunca sabe lo que ama
    Ni sabe porque ama, ni lo que es amar…

    Amar es la inocencia eterna,
    Y la única inocencia es no pensar…

    Fernando Pessoa

    • JAVIERHF
      julio 17, 2009 en 2:50 pm

      Me encanta. Dice mucho, y me aporto muchísimo para mis estudios Pessoanianos jojojo

  52. Yanira Martel
    agosto 4, 2009 en 5:06 pm

    GUERRERA PACÍFICA

    Escribo en este mismo segundo en el que me lees, porque mi presente es el ahora.

    Con el alma renovada y llena de revueltas emosiones, encuentro espacio y lugar para un momento de calma.
    Estoy en conexión con mis emosiones, sentimientos, miedos, vergüenzas, fustraciones, represiones…
    Reconozco el esfuerzo y el trabajo logrado en este camino, al que llamo VIDA.

    Guerrera pacífica ante la vida, hoy dispones de más herramientas para vencer todas las batallas que se te presentarán. Las has descubierto a través de tus sentidos y residen, por ahora, en tu mente. Aprende y permite que sean absorbidas por tu sangre para que así, con mayor facilidad fluyan hasta tu corazón, tu bomba energética por exelencia y que desde allí, cada una de tus células se nutran del poder que todas ellas te han aportado, resultando así una piel sumisa a las órdenes de tu elemento fuego.

    La grandeza de haber llegado a la meta es saber que uno pudo y supo disfrutar del camino, celebrando la vida a cada instante, admirando el paisaje a su alrededor, abrazando y acogiendo a los compañeros de viaje, respirando y llenando sus pulmones del ahora.

    Adormece tu mente, dale trabajo solo por unas horas, el resto del tiempo simple y sencillamente siente, SIÉNTETE VIVO, merecedor de todo lo que deseas.

    Gracias a la Vida que me ha dado tanto hoy la celebro, brindo paz a mi alma, abrazo mi cuerpo y desconecto mis neuronas, hoy mejor dejarlas descansar mientras son las emosiones las que me dominan.

    Me rindo ante ti Amor!

    Gracias a nuevepuertas por este portal. Me gusta escribir al viento y si alguien quiere respirarlo y enriquecerse con ello, mejor que mejor.
    Saludos especiales a JavierHF.

    Yanira.

  53. JAVIERHF
    agosto 4, 2009 en 10:54 pm

    Muchisimas gracias por el paso Yanira, y un fortísimo abrazo para ti 🙂

  54. Dante
    agosto 5, 2009 en 11:34 pm

    Es tan intútil ahora,
    como lo fue en su momento…
    O quizás no…
    Tuvimos nuestras cartas
    sobre el tapete verde casi desde el principio…
    Qué humano no haberlas visto…
    Qué bonito no haberlas cogido
    y jugar a matar o morir…
    Por cada camino al amor
    hay una senda oscura,
    torcida y angulosa y turbia,
    con un embriagador aroma a placer, dolor y sexo.
    El Amor es un droga que muchos desean
    que muchos quieren…
    Los hay que mueren por amor…
    no saben beber…porque el Amor es un licor
    que destila el cerebro y que liban
    las abejas del miedo.

  55. Yanira Martel
    agosto 6, 2009 en 12:25 pm

    MUSICOTERAPIA

    Seducida por las notas musicales que atraviesan mis oídos armoniosamente sin tener melodía. Me transmiten estímulos que provocan en mí, emosiones y sentimientos capaces de construir historias o revivir momentos pasados, y así creo la melodía.
    Vibran mis células en un afán de alcanzar el orden, cambiando sus formas y tamaños. Se rompen todos los obstáculos que encuentran las ondas al circular por mi interior, se libera mi alma, llora mi mente y sonríen mis sentidos por verse tan presentes.
    Escúchate, piénsate y respóndete. Dale salida a tus emosiones, no abuses de la autocrítica ni permitas la represión. Siéntete vivo, presente. Busca y crea tu propia melodía. Anda por el pentagrama de la vida con ritmo y armonía. Crea una melodía alegre y esperanzadora, que te guste y te permita conectar con los demás. Escucha todas las melodías posibles e intenta armonisarlas en una. Ponle silencios, repeticiones, acompañamientos…. y luego ¡cántala!, todos y cada uno de los días que al despertar, veas la luz del Sol.

    De una melómana para otr@s melómanos…

    Yanira.

  56. Yanira Martel
    agosto 14, 2009 en 2:20 pm

    EN UN MOMENTO DE PAZ

    Resucitan mis esperanzas, amor eterno en mi alma, entienden mis oídos los mensajes de la naturaleza viva, del adiós infinito de aquel alma llena de alegría.
    Las lágrimas aún humedecen las sábanas de mis sueños y la oscuridad de la noche atraviesa mi quebrada mente, que se intenta refugiar del dolor de la soledad profunda que su ausencia provoca a mi alma destrozada.
    Rincón de soledad compartida con los amigos de la red que escuchan letras rotas por el temblor de mis dedos agitando el corazón, dejándole tiempo para hablar.
    Llegó el momento de estar en paz, asumir la realidad, dar entrada a la niña agradecida de haber tenido un ángel protector y ver cómo ha crecido, como refleja todas las apreciadas lecciones del camino de la vida.
    Apuesta por lo infinito, rinde homenaje al saber, quiebra el silencio con sonrisas, tiende la mano al enemigo, sal a la cerca y deja que te descubran.
    Tu soledad es compartida.

    Yanira Martel.

  57. Marina
    septiembre 30, 2009 en 8:11 pm

    Vigilas desde este cuarto
    donde la sombra temible es la tuya.

    No hay silencio aquí
    sino frases que evitas oír.

    Signos en los muros
    narran la bella lejanía.

    ( Haz que no muera
    sin volver a verte. )

    Alejandra Pizarnik_ Estar

    • octubre 2, 2009 en 12:01 am

      ¿Por qué temes mi sombra
      si compartimos cama a oscuras,
      y a mediodía, y en esos momentos
      cuando no se sabe si ya amanece
      o se despide el sol y dice “hasta mañana”?

      ¿Por qué acusas el silencio
      de estas coordenadas
      que llamamos “casa”?

      La lejanía sólo es bella para el deseo;
      y el deseo es caprichoso e infantil,
      como ese niño que siempre lo quiere todo al momento.

      (Amor, no morirás antes que yo
      pues para darte lo que pides
      he de ir yo antes
      a negociar con la Vieja)

  58. octubre 9, 2009 en 2:10 am

    Pesan tantas acusaciones sobre mí
    que no sé por dónde empezar
    a quitármelas.
    Soy un prófugo del corazón
    y la semántica.
    Huyo de inconscientes y dramaturgos
    de boca grande,
    me pierdo en los bares
    por si alguna vez
    tengo que esconderme en la mierda
    más cercana.
    Pero no tengo remedio.
    Nunca lo quise,
    y esta culpa
    es la impaciente incontinencia de otros.
    Yo me conformo con tener poco.
    Si me pones al borde de tus labios,
    saltaré, y lo sabes. Iré a por ti.
    Si excomulgas mi timidez
    y me exhibes con tinta
    en algún brazo,
    paseré sobre los mástiles
    de todos los barcos.
    Pero, no lo olvides.
    Ya sabes que otra lengua
    podrá devorarme…
    ya sea la del tiempo,
    la del frío,
    o aquella humedad y exhuberante
    del agua y el jabón…

    El querer nunca deja huella,
    salvo aquellas de los dientes
    y las uñas y los balazos
    a piel quemada,
    y los hematomas y los huesos rotos
    que delatan la existencia
    de un cuerpo que muere con los años.

    ¿Qué soy?
    ¿Archipiélago perfecto?
    ¿O acaso soy esa estatua de sal
    que miró para atrás
    cuando te quejabas del azufre y el fuego
    en tu sopa?

    • Ernota
      diciembre 18, 2009 en 10:32 am

      Hay un cacho de sentimiento compartido, bien digerido,con su profiláctico eructo.

      • JAVIERHF
        diciembre 20, 2009 en 4:52 pm

        Saludos Ernota, y gracias por el paso.

        Ese eructo seguro que supo, jeje.

  59. octubre 14, 2009 en 1:18 pm

    Cuantificado el poder absoluto de un mundo loco, que no logra la resurrección prometida tras una muerte agonizante provocada por las enfermedades del alma.
    Espíritus envenenados de odio, deseosos del poder ajeno.
    Sueños convertidos en pesadillas; almohadas amenazadas de muerte.
    Sonrisas pintadas con falsas creencias; amores teñidos de fríos colores.
    Lugares de ensueño manipulados por la mano del hombre.
    Naturaleza que responde furiosa y enloquece por el extravío de sus herederos.
    Paz que nunca llega, niños que mueren sin ser hombres.
    Pobres que nunca enriquecen.
    Amores que matan.
    ¿Día que no amanece?
    Oscuridad, te vence la muerte.

  60. javierhf
    octubre 17, 2009 en 4:15 pm

    Hazme una corona de espinas
    para llenarla de colores.
    A cada púa aguja calcárea
    le daré nombre:
    Amor, Familia, Amistad, Deseos,Sueños…
    La Vida y la Muerte
    nombraráb los más afilados
    dientes de este arcoiris.

    Hazme una corona de espina.
    Y pónmela.
    Siempre pensé que la moda
    era cosa de bastardos.

  61. octubre 17, 2009 en 4:24 pm

    Me gusta lo que escriber Javier.
    Recibe un fuerte abrazo biodancero.
    Yanira Martel.

  62. octubre 17, 2009 en 4:25 pm

    Me gusta lo que escribes Javier.
    Recibe un fuerte abrazo biodancero.
    Yanira Martel.

  63. JAVIERHF
    diciembre 18, 2009 en 1:32 am

    Serie “Poematics 2.0” 😉
    Cuando todo falla,métete el dedo en la nariz
    y reinicia el sistema.

  64. JAVIERHF
    diciembre 20, 2009 en 4:23 am

    Si cogemos los números del primer conjunto de tal forma que al 1 le asociamos el 2, al 2 el 4, al 3 el 6, al 4 el 8, al 5 el 10, y así sucesivamente, queda claro que podríamos seguir haciéndolo para siempre, lo que quiere decir que ambos conjuntos tienen el mismo tamaño, independientemente de lo que nuestra intuición nos pueda sugerir.

    De hecho los matemáticos usan esto para definir un conjunto infinito, que es aquel del que puedes quitar un número arbitrario de sus miembros sin reducir su tamaño, o dicho con un poco más de «seriedad», citando a la Wikipedia: Un conjunto es infinito si es posible encontrar un subconjunto propio del mismo que tenga la misma cardinalidad que el conjunto original.

    El matemático alemán David Hilbert propuso el Hotel Infinito como una forma de explicar estas curiosas paradojas del infinito, explicando como serían las cosas en un hotel con infinitas habitaciones si llegara un huésped más cuando todas estas estuvieran ocupadas, si llegaran infinitos huéspedes, o incluso si llegara un infinito número de grupos infinitos de turistas.

    En el primer caso lo único que habría que hacer sería pedirle a todos los clientes que se pasaran a la habitación siguiente, dejando automáticamente una habitación libre para el recién llegado.

    En el segundo, bastaría con pedirles a los infinitos huéspedes ya alojados en el hotel que se pasaran a la habitación que tuviera el número doble que el de la que ocuparan en ese momento, lo que dejaría automáticamente libres infinitas habitaciones impares.

    Para el último caso la solución es un poco más complicada de entender, pero tampoco es mayor problema.

    Para empezar se pide a los huéspedes que ocupan una habitación con número primo distinto a 1 o con un número que sea una potencia de un número primo que se cambien a la habitación que tenga el número de su habitación elevado a 2.

    Luego, se asigna a cada una de las infinitas excursiones un número primo distinto a 1 y a cada uno de los turistas de esas excursiones un número impar de tal forma que su número de habitación se calcula elevando el número primo de su excursión al número que tiene cada uno de ellos dentro de la excursión.

    Al haber un número infinito de primos y un número infinito de impares, no hay problema para colocar a estas infinitas excursiones de infinitos excursionistas en nuestro hotel de infinitas habitaciones.

  65. diciembre 24, 2009 en 12:16 pm

    A continuación, pego un enlace hacia la web de Julián Díez, en su blog “La nueva cultura”. Los temas que trata, para los que no estén muy al día de las polémicas existentes alrededor de las descargas y la compartición de archivos por Internet, y de los argumentos de la SGAE, aquí va un artículo “avanzado”.

    Interesante, sobre todo, para aquellos creadores que, como nosotros, algún día que otro tendremos que decidir si queremos llegar a más lectores cada, que se nos lea y conozca, o si queremos vender y vivir de esto, así sin mayores matices.

    http://blogs.cincodias.com/la-nueva-cultura/2009/12/las-tesis-de-los-creadores-dominantes.html

    pd: yo quiero que me lean. Los garbanzos ya me los buscaré como puedo, quiera o crea conveniente 😉

  66. JAVIERHF
    diciembre 25, 2009 en 3:48 am

    Quiero
    CREAR
    esta PIEL
    me estrecha
    se queda chica
    micabezanoaguanta
    LAS IDEAS LOS
    LATIDOS
    Mi cuerpo es frágil
    para TANTA
    COSA
    por hacer
    decir
    leer
    crear
    beber
    comer
    besar
    andar
    escuchar
    soñar
    La piel no aguanta
    tanto estirar
    pero es flexible
    sin
    duda
    El cerebro se encierra
    y tira la llave
    o se la traga

    Una sola pupila
    de neurona
    contiene
    todo el universo
    conocido
    todo el universo no
    conocido

    Puedes zambullirte
    si
    quieres
    si no puedes hacer otra cosa
    Puedes
    intentar
    aceptar esa naturaleza de locura.

  67. erlama
    diciembre 27, 2009 en 7:50 pm

    Jo¡
    quiero quietud
    quiero fluidez
    quiero no querer.
    respirar… respirar… despacio… despacio… despacio…

  68. diciembre 29, 2009 en 3:36 pm

    “Hay quien vive loco,
    y quien enloquece en vida”.
    Yo. 😉

  69. JAVIERHF
    diciembre 30, 2009 en 3:41 am

    Algo se mueve en silencio.
    Se mueve,
    por eso sé que está ahí,
    aquí dentro,
    escondido en el teclear,
    entre mi ojos y la pantalla,
    detrás del silencio de esta noche
    y esta hora,
    camuflado en cualquier cosa,
    sea reloj, botella de agua,
    cartera de piel negra,
    pilas usadas y por gastar,
    un calendario de 2005,
    el poema “O livro” del 8 de enero de ese año…
    Pero no…
    creo saber el lugar exacto
    donde se haya
    ese escondido…
    pero no lo diré,
    dejaré que se confie, que juegue;
    sobre todo, que duerma 😉

  70. JAVIERHF
    enero 5, 2010 en 11:32 pm

    Tengo los hombros sembrados de minas,
    y amenazab con florecer en primavera;
    en mi espalda florecen crisis de bellos nombres
    minetras mi cerebro sirve de pasto
    a carnºivoras flores.

    Qué hago con mi carne?
    -Tu carne, hijo, es polvo, y antes será carne de televisión.
    QUé haré mientras tanto, con mi carne?
    -Con tu carne, hijo, haz lo que vieres., pero guárdame tus muslos, tus labios, tus manos, tu cerebro y tu corazón… lo que más prende es el espíritu indomable

  71. erlama
    enero 12, 2010 en 10:02 am

    La leí hace un par de meses y me impactó, creo que decía algo así:.., Yo, que anhelaba el universo y fundirme con las estrellas me veo abocado a fundirme con el cristal de la pecera.

    • JAVIERHF
      enero 12, 2010 en 12:49 pm

      ¿De quién es, Erlama, esa frase-fragmento-afirmación-poema?

      Es casi un ZAS en toda la boca. sin ser directo del todo, es muy directo.

      Saludos.

  72. erlama
    enero 14, 2010 en 10:25 pm

    Es de Muriel Barbery ( La elegancia del erizo ) Seix Barral. “idea profunda n.º1 Ansío las estrellas mas abocada estoy a la pecera”

  73. JAVIERHF
    enero 14, 2010 en 10:52 pm

    Tomo nota Erlama.

    Saludos.

  74. erlama
    enero 16, 2010 en 11:46 am

    Fijamos nuestra atención en la dispersión intuyendo que encontraremos la tranquilidad velando nuestro desconocimiento. !Ah…, claro¡…,ortopédico.

  75. erlama
    enero 16, 2010 en 12:05 pm

    JavierRHF, disculpa lo existencial del comentario anterior, solo es un tosco intento de palpar un insight.
    Por cierto…

    Un saludo.

    • JAVIERHF
      enero 16, 2010 en 12:31 pm

      Sin problema alguna, y sin disculpas necesarias Erlama. Es más, te diré que es curioso ese comentario que haces sobre la “dispersión”, pues sí bien, por un lado, la dispersión de “objetivos” o de puntos en los que repartir la propia concentración no suele ser nada recomendable, por aquello de que no consigues nada, por otro lado, te comento que el hecho de estar actualmente leyendo unos 7 libros, como no, de manera fragmentaria, produjo hace poco en mi una sensación como de “ruido” que se extendía a todo lo que leía o cog´ia en mis manos; sensación que era también como aquella de tirar varias piedras a un lago o presa y ver como, de todas las ondas que se producen, de su encuentro 8en u punto u otro, emergía algo, una creación.

      Un saludo.

    • Rocío
      febrero 3, 2010 en 5:50 pm

      inside??

  76. enero 16, 2010 en 5:04 pm

    “Teeneage wasteland”

    Echado sobre una tierra valdía
    un cuerpo adolescente deja su mano
    extendida
    sobre las piedras y el polvo
    hacia la Vida.

    En un instante
    la sintió florecer.
    En un instante
    explotó en su pecho.
    Sólo un grito queda como testimonio.
    sólo una sonrisa vence al Tiempo.
    Pocos recuerdan
    los acordes de aquella melodía.

  77. erlama
    enero 19, 2010 en 12:40 pm

    Se metarmorfea de fuera a dentro
    su exoesqueleto le da orden y tiempo,
    lucha por la ingravidez desde su asiento.

  78. erlama
    enero 19, 2010 en 12:47 pm

    Se metarmofea de dentro hacia fuera
    su esencia remodela la apariencia
    consiguiendo gravitar la decadencia.

  79. JAVIERHF
    enero 21, 2010 en 12:32 am

    Me rechazan unos ojos
    azules y falsos
    (el sol de esa isla
    no pueda ser tan frío).
    Me dejo enredar entre
    los abrazos circulares y frescos
    de la hierba viva
    (no existe eso llamado “normalidad”).
    Tus falsos ojos
    me perturban
    con su artificio.

  80. JAVIERHF
    enero 21, 2010 en 1:22 am

    Esta Vida…
    que me abraza y me extiende,
    que me atrapa y me prende,
    que derrama,
    que me vierte…
    Esta Vida…
    que me vence
    y se derrota,
    que se encierra
    y se abre camino entre
    la tierra de la carne…

  81. LUISDELVILLAR
    enero 25, 2010 en 2:11 pm

    La poesía,es la fuente mágica de la vida del hombre,ella le da ímpetu a sus inspiraciones que le nacen del alma,y las da al mundo para que sean huellas por los senderos de caminos ciertos que llenen a todos con fuerzas inagotables de pasiones desbordantes,para que rieguen a las pieles arrugadas,y tiernas del ser humano,para las arrugadas,se refresquen con la ternura del poeta y las tiernas,tomen aliento vigoroso para seguir por los caminos escabrosos en que vivimos,es poesía,la fuerza del alma hecha expresión.LUIASDELVILLAR POETA VENEZOLANO,VENEZUELA,25 DE ENERO DEL 2010.

  82. LUISDELVILLAR
    enero 25, 2010 en 2:12 pm

    DEJADME SER POETA,DEJADME QUE TE ESCRIBA ESTAS LETRAS,PARA QUE ELLAS TE ENAMOREN Y TE DEN UN POQUITO DE FELICIDAD,MERECES MIS CARIÑOS QUE TE DOY POR LAS FLORES DE MI POESÍA,POR FAVOR ENAMORATE,BÁÑATE CON LAS AGUAS CRISTALINAS DE MI POBRECITA POESÍA,ELLA ESPERA POR TI PARA HACERTE UN CARIÑITO DE AMIGO,DEJAD QUE SE DERRAME POR SUS SENTIDOS Y TE HAGAN UN POQUITO FELIZ,DEJADME HACERLO Y ME VOY ALEGRA POR LOS CAMINOS DE LA VIDA,CANTANDO MIS POEMAS AL MUNDO.LUISDELVILLAR,POETA VENEZOLANO,VENEZUELA,25 DE ENERO DEL 2010.

  83. LUISDELVILLAR
    enero 26, 2010 en 3:00 am

    AMIGOS,VEO ESTA PUERTA ABIERTA PARA QUE PLASME MI POESIA,MEHAN UBICADO EN UN RINCONCITO DE ESTA DECIMA PUERTA.ESTOY EN EL,EN ELLA AQUI,ALLI ARRECOSTADO PARIWENDO MIS LETRILLAS,´PARA VER SI ALGUIEN LAS QUIERE VER,PASE POR NUEVE PUERTAS,TOQUE EN SU MADERITA POETICA Y ESTUVE ALLI UN TIEMPECITO COMO UN DUENDECILLO HACIENDO DE MIS LETRILLAS….POESIA,ME TRASLADE HASTA AQUI,PARA CONTINUAR CON MI RUMBO CIERTO,ACUNANDOME AQUI,QUEDANDOME AQUI,PARA ACRECENTAR MIS POBRECITOS POEMAS,AQUI EN LA RED,ESTOY,Y SIGO NAVEGANDO COMO UN POETA VIRTUAL,PARA QUE MIS HIJOS,NO SE QUEDEN EN LA SOLEDAD Y EN LAS ARRUGAS DEL PAPEL,GRACIA A DECIMAS PUERTAS,ESTOY AQUI ACOMPAÑANDO A QUIENES PRIMERO QUE YO SE ASILARON EN ESTE MUNDO LLENO DE PROSA Y POESIA,ASI LO GRITA EL ALMA MIA.LUISDLVILLAR POETA VENEZOLANO,VENEZUELA,25 DE ENERO DEL 2010.

  84. erlama
    enero 26, 2010 en 10:02 am

    Quemé mis naves en el ingenuo propósito de cambiar, liberándome del viento, el mar,
    pero la marinería desembarcó
    recordándome las cartas de navegación,
    ahora vuelvo a esperar
    que la rosa de los vientos se apodere
    de mi mar.

    • Rocío
      febrero 9, 2010 en 12:37 am

      “Un gran marinero puede navegar aunque sus velas sean de alquiler.” (Séneca)

  85. erlama
    enero 26, 2010 en 10:07 am

    ¡MI, MI, MI!,… decía con vehemencia infantil mientras me escudriñaba el alma.

  86. corina_mv
    enero 29, 2010 en 1:26 am

    ¡Soy, soy, soy!,… Gritó mi existencia al darse cuenta…

    ¡Je, je!, Me ha encantado el aporte erlama!!! Bueno, los aportes!

  87. febrero 2, 2010 en 5:48 pm

    Extracto de una traducción:

    En el grano, en la semilla,
    la vida está oculta,
    tapada en la muerte;
    en la fruta,
    la muerte está tapada por la vida

  88. erlama
    febrero 2, 2010 en 11:26 pm

    No caía, solo descendía
    arrastrado por la inquietud ajena;
    en busca de no se qué
    drenando lo que… siéndo fístula, es veta.

  89. JAVIERHF
    febrero 4, 2010 en 11:44 pm

    Caía

    Descendía arrastrado
    por la inquietud ajena

    Mi casa era, sin duda,
    aquella, la única,
    la que dejaba atrás.

    Unas manos al final del camino
    -¿o el comienzo?-
    me anunciaban la buena nueva:
    aquí está lo que haz buscado
    durante 9 meses.

    La luz me cegó.
    La falta momentánea de aire
    impidió mi respuesta.
    No pude sino
    llorar de rabia.

    ¿Qué buscaban ellos en mí?
    ¿Acaso buscaba yo algo?

    • Rocío
      febrero 5, 2010 en 9:30 pm

      Mi alma,
      anterior y posterior a la vida,
      ya había elegido su morada,
      esperando la oportunidad
      para renacer
      en la existencia física.

      Renacer para aprender,
      lavando viejas vivencias;
      renacer para experimentar,
      sintiendo las nuevas.

      Y por vez primera
      vista la luz,
      y aún con el paso de los años,
      mi alma sigue renaciendo
      cada día, cada noche,
      con los gestos nobles e inolvidables
      que me ofrece esta vida.

      La que elegí
      la que me toca vivir.

  90. Yanira Martel
    febrero 8, 2010 en 1:42 pm

    LA LUNA POÉTICA

    En el cielo ha nacido un astro,
    fruto del amor entre la Tierra y el Sol.
    Cobijado por las nubes y las estrellas,
    baila al son del tiempo,
    dejando ver su pálido rostro
    con la llegada del crepúsculo.

    Juega al escondite y a veces,
    por varios días, se pierde.
    Desaparece entre sus ascendientes
    y la oscuridad se entristece.

    Sin más, un día aparece,
    pero avergonzada por su travesura,
    un Cuarto de su semblante enciende.

    Mamá Tierra enfadada por la fechoría,
    conversa seriamente con papá Sol,
    la Luna recibe castigo por ello,
    y desnuda, Llena de tristeza,
    se exhibe dormida ante las estrellas.

  91. febrero 8, 2010 en 1:50 pm

    …alguien está trabajando más la poesía 😉

    ¡Un fuerte abrazo Yanira!!

  92. Yanira Martel
    febrero 8, 2010 en 3:37 pm

    ¿Recuerdas?, este año se suma Francisco Lezcano y sigue con nosotros Marisol Llano Azcárate. Todo un privilegio!!
    Muchos besos para ti Javier!!

    • R. Alzala
      febrero 8, 2010 en 6:42 pm

      Está hecha toda una Lezcanita 😉
      Espero escuchar el texto de su propia voz.

      • Yanira
        febrero 8, 2010 en 10:23 pm

        Querido Rayco, eso sería un placer para mi voz. Hoy me he estrenado con este texto en la sala del taller y siguen las propuestas de F. Lezcano, para la próxima una fábula…
        Un abrazo biodancero!

        • R. Alzala
          febrero 8, 2010 en 11:28 pm

          Pues te diré, entonces, que fue un placer para su voz ya que le escuché esta tarde 😉
          Me encanta pasar desapercibido 😉
          Iba a saludarte al término de la clase pero vi que estabas ocupada parloteando.
          Abrazo integrado.

          PD: una fábula, una versión actual de tu cuento de hadas favorito y en cuanto a poesía el ejercicio que mandó hoy 😉

          • Yanira
            febrero 9, 2010 en 11:34 am

            Oye, oye, oye!con que vas de compañero de sala incógnito…, mira que ando despistada…en el atril quiero yo verte a ti eh!bueno, el lunes ya te cuento un cuento…jeje…
            Un abrazo.

            • R. Alzala
              febrero 9, 2010 en 11:49 am

              Será difícil que me veas en el atril, pero si logras convencerme estaré dispuesto a intentarlo.
              Corrígeme, creo que el próximo lunes no hay taller.
              Abrazu.

              • Yanira
                febrero 9, 2010 en 1:35 pm

                Estás en lo cierto, gracias por recordármelo…
                Muak…

  93. Rocío
    febrero 8, 2010 en 11:47 pm

    Cerveza compartida,
    pistachos de Mercadona.
    Tú, yo, una estrella fugaz.

    • JAVIERHF
      febrero 8, 2010 en 11:56 pm

      Buen momento para sacarle a la Poesía todo lo que puede dar de sí.

      Saludos Rocío.

      • Rocío
        febrero 9, 2010 en 12:07 am

        Gracias Javier, yo la verdad, no tengo ni idea de poesía, hasta me da que estoy cometiendo un sacrilegio de solo escribir aquí.
        Pero tenía ganas de compartir una muy agradable experiencia (la de los pistachos). 😉

        Saludos para tí también.

        • JAVIERHF
          febrero 9, 2010 en 12:18 am

          Si te ha inspirado un poema una cerveza compartida y unos pistachos de mercadona, probablemente encuentras algo aquí que te interesem jeje. Y no es ningún sacrilegio. LA poesía está en todas partes. A veces se ve, a veces se siente o preseinte…a veces te la encuentras en una cerveza en compañía y con pistachos 😉

          ¿Te veremos más por aquí, una vez absuelto el no-sacrilegio? 😉

          • Rocío
            febrero 9, 2010 en 12:30 am

            Siempre he sido de ciencias!!; y ya te digo, ni idea de como han de ser las estructuras de los versos,clases o sus combinaciones. Pero si te digo que de sentir….de eso sé bastante, y digo yo…seguro que sirve de algo.
            Así que me verás a menudo por estos lares.

            • JAVIERHF
              febrero 9, 2010 en 12:33 am

              Por aquí hay dos técnicos informáticos, y uno que dedicó dos años o tres a teleco 😉 Lo de Ciencias puede curarse, jeje, o no. Las Ciencas es fuente de inspiración, sino que se lo digan a Stephen Hawking.

              Nos veremos pues. 🙂

              • Rocío
                febrero 9, 2010 en 12:44 am

                Por cierto….y si no es mucho preguntar?? Eres biodancero??

  94. Rocío
    febrero 10, 2010 en 11:13 am

    Gravidez que atas a este purgatorio
    en el que abundan infinitas cohortes
    de farsantes sin escrúpulos.

    Niña beligerante!!
    Su alma es etérea,
    su espíritu libre.

    • febrero 11, 2010 en 2:18 am

      La gravidez
      es un globo rojo,
      azul marino,
      verde claro,
      celeste,
      o amarillo canario,
      que sostienes con las dos manos
      y con el único deseo
      de dejarte
      llevar bien alto.

      • Rocío
        febrero 11, 2010 en 10:03 pm

        Y llegado a lo más alto,
        dejarse caer….
        dejarse coger…
        dejarse querer…

  95. JAVIERHF
    febrero 21, 2010 en 5:10 pm

    Interesnate artículo sobre el trabajo de los traductores en la Policía. algo más que ficción…

    http://www.elpais.com/articulo/opinion/vida/otros/elpepuopi/20100221elpepiopi_5/Tes

  96. JAVIERHF
    febrero 24, 2010 en 4:56 pm

    Alcancé el tejado volando
    bajo tus senos.
    El viento te elevó, sin avisar,
    y me agarré de tu mano.
    En un momento dado salté,
    y aquí me quedé,
    en este tejado de caracolas
    viendo como vuelas
    y te alejas,
    viendo bajo tu faldas
    esas dulces maravillas
    a las, en cualquier hora del día,
    pongo nombre.

  97. febrero 26, 2010 en 3:49 pm
  98. Robson
    marzo 1, 2010 en 7:18 pm

    Tripas como plástico quemado
    tras la huida creativa
    de palabras encorsetadas
    que no se atreven a nacer

    Boca muerta presagio del cadáver,
    una mosca revolotea
    a brincos entre la mejilla y el labio
    y sus patas son el excremento
    del verso escrito a microscopio;
    si no lo ves no es mi problema
    si no lo lees careces de tacto.

  99. Rocío
    marzo 2, 2010 en 3:31 pm

    Y si al intentarlo fracaso.
    Y si no es el momento.
    Y si me equivoco.
    Y si me hacen daño.
    Y si me hago daño.
    Y si, y si, y si……
    Y si mañana no estoy, no estás, no estamos.

  100. Rocío
    marzo 3, 2010 en 5:22 pm

    Eh! Tú! Sí, sí, tú!!

    Tú que me conoces,
    que me intuyes,
    que me amas,
    que me temes…

    Deja que te conozca,
    que te intuya,
    que te ame,
    que te tema.

    Que son cinco años, diez, once, doce…
    Nada! En comparación de saborear las mieles
    de la madurez y el ocaso de la vejez junto a tí.

    Dejemos que sean los sentimientos los que decidan.
    Dejemos que el tiempo pase, a nuestro favor.

  101. JAVIERHF
    marzo 3, 2010 en 11:56 pm

    “tú … que me intuyes”
    me gusta este verso, muy sugerente.

    Un saludo Rocío!

    • Rocío
      marzo 4, 2010 en 7:48 am

      Que bueno. A mí también me lo parece.
      Alguién dijo por ahí que “La intuición y no la razón atesora las claves de las verdades fundamentales”.

      Saludos Javier!!

  102. erlama
    marzo 4, 2010 en 11:41 am

    Is any body out there?
    siempre me gustó esa pregunta del disco the wall.

  103. Rocío
    marzo 4, 2010 en 2:37 pm

    And she said:

    WISH YOU WERE HERE!!!!

  104. Rocío
    marzo 6, 2010 en 2:04 pm

    Y me enrolé, cual Cristobal Colón, ávida de descubrir nuevos mundos.
    Convencida de que la nao era la buena,
    los tripulantes los adecuados,
    y el destino…el destino prometía.

    Ilusa de mí!
    Ingenua, más que ingenua!
    Mis compañeros de navegación
    no eran más que filibusteros disfrazados de marineros y oficiales de buena fe de cara a la galería.
    Ay, si Espronceda levantara la cabeza, vergüenza sentiría de esta calaña de piratas.

    Ante el naufragio profetizado,
    no acepté rendirme.
    Recogí pedazos de mí
    para volver a recomponerme,
    para volver a ser fuerte.
    Porque la nao es la buena,
    y el destino sigue prometiendo.
    Junto a mi alterego gritaré a los cuatro vientos:

    “Que es mi barco mi tesoro,
    que es mi dios la libertad,
    mi ley, la fuerza y el viento,
    mi única patria, la mar.”

  105. Yanira
    marzo 6, 2010 en 6:38 pm

    SUBAMOS EL TELÓN
    Escondida tras el telón de tus sueños. El espectáculo de la vida transcurre y el tiempo no se para mientras tú piensas si pasar al escenario o seguir refugiada. Miedos que paralizan tu alma y anulan la acción. Sonidos que perturban decisiones creídas firmes. Imágenes que solo son realidad con los ojos cerrados, mientras quedas abrazada por ángeles que protegen tus anhelos. La comodidad y la oscuridad te absorben. La alegría se esfuma y con ella el sentido de estar viva.

    Un abrazo!

  106. Rocío
    marzo 6, 2010 en 7:41 pm

    Lo esperaba, sentada, junto a un café.
    Como de costumbre y antes de sentarse y saludarla, pasaba primero por el aseo, era un maniático con la limpieza de sus manos.

    – ¿Alguna vez has hecho una promesa de amor?.
    – No.- contestó èl.
    – Siempre hay una primera vez.- sonreía ella mientras le guiñaba el ojo, esperanzada porque ese fuera el momento.
    Reía nervioso, y ella le espetó: Miedica!!
    Con sesenta y cuatro años hizo su primera promesa de amor.

  107. erlama
    marzo 7, 2010 en 5:24 pm

    Dicen que a partir de cierta edad perdemos audición
    dicen que lo estridente es trampolín de la acción
    yo digo ¡Bien me gusta escuchar los gotas del rocío cuando empapan mi corazón!.
    P.D. Jodios piratas¡

  108. Rocío
    marzo 7, 2010 en 7:00 pm

    Se pierden unas cosas y se ganan otras.
    El corazón escucha, ve, saborea, toca otros corazones; y en ocasiones, provoca un silencio en el momento oportuno….dando paso así a la acción, a la creación.

    “En el rocío de las pequeñas cosas, el corazón encuentra su mañana y toma su frescura.”
    (Khalil Gibran)

  109. Rocío
    marzo 8, 2010 en 5:50 pm

    Es un hombre notorio,hidalgo apuesto y seductor, exquisito en las formas,y con la sabiduría que dan los años y la experiencia, además de instruido en diversas disciplinas.
    Celoso…muy celoso de su intimidad, de su sentir, de su ser.
    Pocos han sido capaces de aferrarse a sus entrañas para descubrir su emotividad, su sensibilidad; y a pocos, muy pocos, les ha mostrado su alma sin más.
    Llega a casa extenuado, después de un día laborioso, en el que ha ejercido de esposo, padre, jefe, amigo, hermano…
    Anhela su momento, ése en el que la actividad cesa en casa por completo, en el que se apagan las luces, y èl…èl enciende su propio cielo.
    Inspira con profudidad…,le llega el sosiego.

  110. Rocío
    marzo 10, 2010 en 2:35 pm

    Practicando el Principio de No Reacción

  111. Rocío
    marzo 12, 2010 en 6:52 pm

    Sólo dispongo de tiempo.
    ¿Cuánto?
    No lo sé.
    Mientras lo tenga
    podré esperar.

    • JAVIERHF
      marzo 12, 2010 en 6:57 pm

      Ten. Aquí tienes un reloj.
      Así podrás disfrutar del tiempo,
      mirarlo al revés, hacerlo volar,
      darle vueltas y más vueltas.
      Lo quieras, podrás hacer con él.

      • R. Alzala
        marzo 13, 2010 en 11:34 am

        Zeit

      • Rocío
        marzo 13, 2010 en 1:08 pm

        Fusionar tus minutos con los míos.
        Bailar al compás del segundero.
        Suave…
        Un solo reloj.
        Una sola espera.

  112. erlama
    marzo 15, 2010 en 1:14 pm

    Y… me senté del revés,
    como funambulista avezado en el alambre.

  113. erlama
    marzo 15, 2010 en 1:23 pm

    Y… me sentí pleno,ingrávido,fuera…,
    pero…, siempre hay un pero que se adueña de tu centro gravitacional exigiendo su derecho “natural”

  114. Rocío
    marzo 15, 2010 en 2:46 pm

    Pero…siempre hay un pero que destroza la ilusión, siempre hay un pero que la razón quiere imponer al corazón, siempre hay un pero que lo que denota es miedo, y también siempre hay un pero que puede avivar la esperanza.
    La despreciaba por querer ser su red.
    Tan empeñado estaba en no tropezar
    que por el camino iba perdiendo pedazos de èl.
    Ella soterradamente y con suma delicadeza los recoge, para algún día poderselos devolver.
    Ay, equilibrista, no des de lado a esa red, que quizá, en algún momento puedas caer.

  115. Rocío
    marzo 15, 2010 en 7:03 pm

    Pululan otra vez los mismos fantasmas en mi cabeza creando confusión e inseguridad.
    Van tomando cuerpo
    me hacen dudar
    me siento pequeña
    cuesta respirar.
    Maldita intuición
    que transformas mis presentimientos en realidades.
    Socórreme
    no me dejes sola
    que desaparezca esta oscuridad
    que vuelvan las perseidas
    que el cielo vuelva a brillar.

  116. Rocío
    marzo 16, 2010 en 8:19 am

    Le hacía el amor con palabras
    con su voz el alma le acarició.
    Amanecía,
    suspiró.

  117. JAVIERHF
    marzo 16, 2010 en 12:51 pm

    …y las palabras quedaron exhaustas. La voz quedó dormida, y el alma abrió sus ojos al Sol.

  118. Rocío
    marzo 17, 2010 en 12:56 am

    Con las primeras gotas de rocío despertó
    perezosa y a su vez ansiosa
    por salir de aquel letargo.
    El sol de invierno por fin cesó.
    Sonrió de nuevo a la vida
    y al desplegar cada uno de sus pétalos…
    ¡explosión de color!
    Se produjo el milagro
    se mostró en todo su esplendor.
    Perfumó la dulce brisa
    la primavera… la primavera llegó.

  119. JAVIERHF
    marzo 19, 2010 en 1:12 am

    Romperán tus costillas unos labios,
    para saber, sólo así,
    que tienen sed

  120. Rocío
    marzo 23, 2010 en 12:02 pm

    No le quedan lágrimas,
    la impotencia la mata,
    la soledad la arrastra.
    Aprendió a llorar en seco.

  121. Rocío
    marzo 25, 2010 en 7:04 pm

    Quizá en algún momento nuestras vidas se hayan asemejado a esta Semana Santa que está a punto de comenzar.
    Habremos disfrutado de un “Domingo de Ramos” en el que hemos sido aclamados y nos hemos sentido dichosos de ser el centro de las vidas de las personas que nos quieren, y a lo mejor hemos pasado por un “Lunes Santo” parecido al que Jesús tuvo en Betanía en casa de Lázaro, y nos ungieron con perfumes y fuimos mimados.
    O un “Martes Santo” en el que la persona en la que teníamos depositada nuestra confianza nos niega tres veces ante los demás.
    Y qué me dicen del “Miércoles Santo? Nunca les han vendido por treinta monedas de plata? Seguro que no, sería por menos.
    Y también habremos celebrado cual “Jueves Santo” una cena especial rodeados de amigos con motivo de una despedida.Quién no ha buscado su momento de oración o meditación para estar consigo mismo como en el Monte de los Olivos?
    Y a quién no le han matado alguna vez un “Viernes Santo” con palabras o con actos? Quién no ha sentido alguna vez la “Soledad de María” como en un “Sábado Santo”?
    Y del “Domingo de Resurreción”? Cuántas veces nos hemos sentido nacer?
    Yo lo espero otra vez.

    • JAVIERHF
      marzo 25, 2010 en 10:03 pm

      Llegué un Domingo de ramos.
      Fui aclamado y dichoso centro
      de otras vidas.
      Fui mimado y ungido en perfume,
      un lunes en casa de Lázaro.
      El martes, mi mejor amigo me negó.
      Tres veces lo hizo.
      Por 30 monedas me vendieron al día siguiente,
      per la venta se hizo efectiva el jueves.
      Sólo uno de mi amigos me acompanyo en soledad
      al Monte.
      Entre olivos tuve que matarlo:
      era demasiado cruel dejarlo vivo entre tanto infame.
      Llegó el Viernes, y me mataron.
      Mi madre quedó sola.
      Mi amor, destrozada y despreciada por puta.
      Cuando llegó el domingo,
      decidí no resucitar,
      me tomaría un tiempo para reflexionar
      acerca de todo lo ocurrido.
      Aún quedaban muchos domingos para resucitar.

      p.d: gracias a Rocío por la información histórica y el texto de inspiración 😉

      • Rocío
        marzo 26, 2010 en 1:13 pm

        😉

  122. Rocío
    marzo 26, 2010 en 4:35 pm

    Teñía de malvas el cielo
    calima pegada a mi piel
    el sol se pone.

  123. Rocío
    marzo 26, 2010 en 10:38 pm

    En la solana,
    se sentó a solas consigo misma,
    junto a una copa de vino.
    A través de un resquicio
    pudo contemplar la luna.
    Dejó caer los párpados
    y evocó instantes de felicidad.
    De repente, extrañó su mirada
    chispeante y llena de vida
    por estar cerca de ella.
    Extrañó su voz pronunciando su nombre,
    melosa, cálida y cercana,
    la voz del que ama.
    Sus caricias, sus besos y el tacto de su piel,
    su sonrisa cómplice, todo su ser,
    también los añoró.
    Abrió los ojos
    la luna menguaba
    estaba sola
    la copa vacía.

  124. marzo 27, 2010 en 12:16 am

    Como te comentaba hace ya un tiempo, Rocío, si no has escrito, ni escrito antes poesía, textos como este y el primero (el de los pistachos) hacen que te sugiera que sigas indagando este camino.

    No sé si este texto es fruto de un instante de inspiración o de una idea que te rondaba hacía ya tiempo, en cualquier caso, y si me permites mi opinión, me llega como un poema completo al que sólo le faltarían unas pocas revisiones para dejarlo más trabajado. Claro está que eso depende ya de tus objetivos con la escritura.

    Sea como fuere, me gusta. 🙂

  125. Rocío
    marzo 29, 2010 en 10:39 pm

    Sus pies asomaban a un precipicio
    se debatía entre seguir muerta en vida
    o poner fin a su existencia.
    Hurgó entre sus recuerdos
    para buscar una razón,
    y al clavar su mirada en el cielo
    le preguntó por qué la había abandonado.
    Posó las manos en su vientre
    y sintió vida,
    se echó hacía atrás.
    Èl le había contestado.

  126. Rocío
    abril 2, 2010 en 10:56 am

    Mataba mi amor lentamente,
    su frialdad fue desangrándome el alma.
    Su olvido no fue involuntario,
    ha sido acción premeditada
    para expulsarme de su historia.
    La tristeza y el dolor
    acudieron sin llamar,
    amo sin destino
    y sin destino me hallo.
    Porque te quiero, amor,
    te dejo marchar.
    Porque te quiero.

  127. Rocío
    abril 18, 2010 en 2:59 pm

    Y yo me hipotecaba contigo para el resto de mis días,
    y que más da!, si ya tienes otras propiedades,
    èsta será para las noches de estrellas fugaces,
    para los días de sol en una playa perdida no se sabe donde.
    Hipoteca con condición, que me ames como si fuera la ùltima vez,
    que cuando descanses en tu morada de invierno
    evoques recuerdos felices de la residencia de verano,
    que nunca le vendas, la cedas, la prestes,
    que vuelvas a ella cada vez que el invierno cese,
    y que un día, cuando los árboles hayan alcanzado su máximo esplendor,
    pongamos en limpio las escrituras,
    y regreses para siempre,
    para fundirnos en un eterno verano.

    • JAVIERHF
      abril 18, 2010 en 3:14 pm

      Sí señor, sí señor. Si tuviera un boletín de notas de cuando era pequeño te pondría aquello de PA = progresa adecuadamente 🙂 cambiaría algunos cosillas y para el final se le podría dar un toqeu quizás más contundente, o, por qué no, con algo de humor. Pero, sea lo que sea, depende de por qué naciera el poema, y de qué quieras hacer con él después.

      Un saludo Rocío!!

      • Rocío
        abril 18, 2010 en 3:41 pm

        Anímate y corrígemela!! Dale el toquito de humor, please!! Yo es que soy una romántica empederdina, aun que algunos lo encontrarán un defecto 😉

  128. erlama
    abril 22, 2010 en 2:31 am

    Una brizna…qué pereza.

  129. erlama
    abril 22, 2010 en 2:53 am

    Una brizna…qué agonía.

  130. erlama
    abril 22, 2010 en 2:54 am

    Una brizna…ya no hay poesía.

  131. Rocío
    abril 22, 2010 en 11:07 am

    Se desató un huracán en su interior,
    en la soledad de la noche
    sintió el desasosiego.
    Huracán de emociones y sentimientos
    que tornó a brisa.
    La respiró y la sintió,
    se abandonó a sus caricias,
    le tocaron hasta el alma.
    Dulce brisa,
    susurraba amor a su derredor,
    se dejó envolver por ella
    ya no había pereza, ni agonía,
    volvío a surgir su poesía.

  132. abril 24, 2010 en 11:02 pm

    Nos lo he visot todos aún… pero podrían no tener precio conocido…

    http://www.poesia-irc.com/phpnuke/modules.php?name=noticias_por_temas&sa=show_arti&topiart=9

  133. Rocío
    abril 25, 2010 en 4:01 pm

    Una vez más está cansada
    trabajo, casa y más trabajo,
    la responsabilidad la ahoga,
    la carga le da dolor de espalda.

    Hoy como el resto de los días
    no puede cuidar de ella
    de lo extenuada que se encuentra,
    opta por abrir una lata de atún,
    la atrapa el hastío, siempre lo mismo.

    La pobre imagina un rescate
    alguién que la cuide
    que la ayude, que le de cariño.
    Despertó del ensueño,
    otra vez vuelta a empezar
    tiene que poner la lavadora.

  134. JAVIERHF
    abril 25, 2010 en 4:12 pm

    Lata de atún,
    y lavadora:
    dos puertas hacia la evasión
    y la consciencia del tiempo.

  135. Rocío
    abril 26, 2010 en 10:14 pm

    Tienes magia en las manos,
    se entrelazan,
    y entre empujones me cuelo.
    Son medicina tus abrazos,
    se acabaron los trankimazines.

    • JAVIERHF
      abril 28, 2010 en 2:11 am

      Wow, wow! Rocío, a la vista de tu poema: recomendación de biblioteca (si no lo tienen, pídelo en las desideratas, jeje):

      Roger Wolfe: Días perdidos en los transportes públicos y hablando de pintura con un ciego (es un libro que incluye ambos libros de poemas) o Noches de Blanco papel, toda la obra, seleccionada por su autor, de Roger Wolfe.

      Karmelo Iribarren: antología poética La Ciudad

      Y me arriesgo con la antología de Mario Benedetti Inventario; distinta a lo anterio, pero con ese otro toque que le van tan bien, si bien usado, a la poesía “urbana”.

  136. Rocío
    abril 28, 2010 en 2:13 pm

    Tomo nota!! 😉

  137. Rocío
    abril 30, 2010 en 3:24 pm

    Arisco, como los gatos
    miau!! maullaba a gritos
    cada vez que le daba cariño.
    Y es que no subes a verme!!
    roroneaba con ironía,
    ay, que ya no sé que es mejor
    si la de cal o la de arena.

    Que a mí si que no me queda París,
    y a demás prefiero Tasarte,
    que me queden tus ojitos ausentes
    y esa cabeza
    siempre en asuntos más importantes.

    Pero no importa,
    esta noche toca firmamento,
    y mañana me voy con Anacleto,
    brindaremos por tí
    y por los buenos momentos,
    que lo que perduran
    son las emociones
    de tu intenso recuerdo.

  138. Oliverio
    mayo 4, 2010 en 10:03 pm

    Todo esto es una pose comoe ste lugar donde me encasillan.
    Todo esto es irreal, refutable, execrable,
    defecto de la comunicación oral: Internet.
    Cretino e inútil,
    hipócrita y libertino a sueldo;
    libertario de lunes a sábado:
    dominguero a sueldo.
    Las lenguas de sus bocas no son para mí,
    y a menos que sean de mi gusto
    la abrasaré al fuego de diez millones de infantes
    muertos en 6.000 guerras sin sentido.

    Para estar farsa, una farsa de poema

    • Ana L.
      mayo 5, 2010 en 4:59 pm

      De mí
      te gusta el polvo,
      los millones de partículas alergiosas y ligeras
      adheridas a mi cuerpo;
      la respiración que te nubla los cristales, inquieta,
      cuando profiero las últimas palabras del día;
      el tanga en el suelo con el canto inequívoco del sexo
      tus libros deshojados por nuestros manos,
      las hojas sin nombre
      entre los versos dce la cama…

  139. R. Alzala
    mayo 9, 2010 en 6:45 pm

    Skirmish

    I thought she had overcome the nightmare of Sunday afternoon
    I really thought she ended up with that shit
    I also thought that she would not flee again…
    Sometimes the facts do not correspond to the unreality

    I never really thought to write these letters
    And you and I will remember this moment
    where you will fly to nowhere
    and I will hide in these words written
    into something very different from my Spanish neutral

  140. Rocío
    mayo 9, 2010 en 11:16 pm

    Transfiguración,
    tú, único testigo,
    en nuestro Monte Tabor,
    un vaivén de caderas
    orgasmo contenido.
    Transmutación,
    mírame,
    no soy la misma,
    el alma reconfortada,
    y la sed saciada.
    No existe el Getsemaní.

  141. Rocío
    mayo 10, 2010 en 12:28 am

    Católica
    por imposición,
    creyente?
    Ya ni sé.
    Que no quiero
    lavar mis mierdas
    frente a un tío
    que no conozco.

    Y van diciendo por ahí:
    que aprieta
    pero no ahoga.
    Pero…hostia!,
    afloja un punto conmigo;
    no quiero una vida mejor
    tras mi sepultura,
    que la quiero ahora que vivo.

    Acaso lo decides al azar?
    Tú si mereces ser feliz,
    tú no,
    tú sí,
    tú no…
    Omnipotente,
    omnisciente,
    omnipresente,
    para qué?
    para quién?

    Ya que más da,
    despues de esto
    fijo me excolmulgarán,
    o con la misma
    me uno a la apostasía colectiva
    por internet.

    Qué si soy creyente?
    Mira mi niño como está el mundo;
    ya…ya ni sé.

  142. JAVIERHF
    mayo 10, 2010 en 1:22 am

    Para mí,
    ordeno me den
    todas las maderas de tanta cruz
    desperdiciada.
    Los cuerpos de los muertos,
    llévenlos a lugar natural y tranquilo;
    si saben de ello, a lugar santo.
    A los que aún estén con vida,
    pregunten sus pecados,
    y,
    si por un momento dudan,
    no juegen a ser Dios,
    que ya basta con tener
    un empedernido jugador
    como para que todos,
    todos,
    caigamos en el mismo pecado
    que nuestro Creador.

    p.d: hechó los dados, y quedó a deberle 1000 mondedas de oro
    al pobre condenado de la Cruz.

  143. R. Alzala
    mayo 14, 2010 en 12:22 pm

    L’Alzalian fallen
    -fragment-

    L’A: sometimes feel a loneliness so great only comparable with the void left when looking at the stars.
    S.A: We all feel lonely sometimes.
    L’A: This loneliness has nothing to do with loneliness the dictionary
    or the movies or the novels or with E.T. when left lying on the Earth.
    I Lift up his head and stared heaven and try to hold his eyes fixed
    i know will rain, the rain will not stop by the heaven.

  144. mayo 15, 2010 en 2:52 pm

    Hurtano o el último sol.

    Más allá del tremendo abismo del universo….estabas tu.

    Siendo testigo como cada 7 años del milagro del protón, de lo que ellos llamaban, la luz liquida, Tidias cojio el cáliz y profano la entraña de la estrella otra vez.

    Hurtano la ultima estrella capaz de albergar vida en este universo se moría.

    Y entonces Raisin como implorando perdón a todos los astros del cosmos, con los ojos fuera de sus orbitas grito… es Nevermore¡¡ él ha llegado, una gran nave se acercaba. Así abrían de acabar los días de la luz, antes de la gran guerra, en un cosmos apagado y en total oscuridad.

    Para mi amigo Raico,un abrazo a todos desde playa del ingles del músico y compositor oficial de 9 puertas,jejejej.seguid asi

  145. Rocío
    mayo 17, 2010 en 12:10 pm

    Hoy recordé
    que marchastes sin decir nada,
    que ya no eres cómplice de mis lágrimas,
    te llevastes mis secretos
    y la alegría de mi ánima.

    Hoy recordé
    la incondicionalidad
    que no se rige
    por las leyes del mercado,
    que no necesita nada
    porque ella misma se basta,
    unidireccional,
    que se profesa
    sin esperar que se devuelva.

    Hoy deseé
    que volvieras como te marchastes,
    sin mentar palabra.
    Que fueran tus ojos
    los que me hablaran
    y me abrazaran de nuevo el alma.

  146. Rocío
    mayo 17, 2010 en 3:41 pm

  147. maría josé
    mayo 18, 2010 en 12:47 am

    Silencio contra la pared esparcido
    cae a pedazos húmedos y resbaladizos,
    entretiene entre los dedos y las uñas
    y la luz que delata una cabeza reventada

    El beso del percutor alivió el revolver y la capital pereza

    Todos o casi todos respiraron aliviados:
    hay un muerto en el diván. ¡Detengan al mayordomo!

    Todos o casi todos quemaron los restos del cadáver

    Asesinó el silencio la espera
    y ya bajo tierra el muerto sonrió:
    me voy tierra a dentro hasta el otro lado

  148. Rocío
    mayo 19, 2010 en 6:59 pm

    Sumergida en una espiral de desaciertos,
    prostituyendo sus ideales y pensamientos
    a cambio de lo que ella creía el Paraíso.

    Durante mucho tiempo fue un Sancho Panza,
    pero ya no había Quijote,
    se perdió por el camino
    entre molinos y gigantes.

    Quiso luchar,
    más no encontraba fuerzas;
    demasiado desgaste para un alma atormentada
    por no ser “socialmente” aceptada
    por tener carácter,
    por expresar con su gélida mirada
    su disconformidad ante el desastre;
    y con los áridos gestos de su cara desafiar
    la desfachatez de aludidos y farsantes.

    Será este su final?
    Acaso alguién le arroje una soga
    donde poderse agarrar?
    Ella ansiaba salir de esa espiral.

  149. Ana L.
    mayo 21, 2010 en 5:44 pm

    ME bastaría un puto revolver
    para escribirte ese poema
    sólo para ti…
    A sabiendas de que podrías hacer algo mucho peor 😉

    Malo el video per buena canción

  150. R. Alzala
    junio 23, 2010 en 7:06 pm

    Creo que me confundiste
    y ahora muero
    y el llanto es cieno
    nada que brota
    al precipitarse
    contra el suelo
    absenta,
    Soledad,
    otra copa
    -¿Sos de Boca?
    -No, de River

  151. julio 8, 2010 en 3:43 pm

    Hola, Amigos de Nueve Puertas, Diez, en este habitáculo.
    Aquí me atrevo a dejaros algunos textos míos, que sólo cuelgo en mi Blog, y de vez en cuando, repito la acción en algún que otro Blog, de algún que otro amigo, pero tan de vez en cuando, que pueden haber sido dos en un par de años.
    Quiero daros las gracias por crear algo tan útil y sobradamente eficaz, para todos los que queremos conocer alguna opinión, siempre en crítica construtiva, of course, de las palabras que invaden nuestra mente, y que, a veces, sólo a veces, plasmamos en un papel, teclado, e incluso ocasionalmente, en arena.
    Bueno, aquí os dejo un escrito de los míos, recibídlo, pués en él va mi una parte de mi esencia artistíca. Gracias, mil gracias por prestarnos este espacio a todos los que necesitamos ese poquito de vanidad inocente y sin maldad, para ser un porquito más felices en nuestro diario devenir.
    Gracias.

    EN DECADENCIA

    Cuando apagaron las luces, se quedó dormido.

    -“Ando envuelto últimamente, en un conflicto de emociones encontradas”…..
    -¡Uf!, no, no me gusta este comienzo.
    -“Persigo sueños que aún no he tenido”……
    -¡Buf!, éste tampoco.
    -“Más allá del amanecer, me perdí entre la multitud de seres que enmarcaban las noches volviéndolas oscuras”…….
    -¡Aaayyy!, -suspiró con desaliento-, no, este principio es aún peor. Creo que ya no soy un buen escritor. Tal vez esté obsoleto. A lo mejor es que, después de escribir tantos principios, me quedé sin “Principios”. Aunque sí que es cierto que los Seres Malignos del Tiempo, envuelven a Noche con sus negros mantos, para hacernos creer que es oscura. Y nada más lejos de la realidad. De eso trata, al fin y al cabo, el cuento que quiero escribir. Noche, es igual o más clara que Día, sólo que siempre, y porque es muy humilde, camina unas cuantas horas por detrás de Él. Y es ahí, en ese instante, cuando las sombras negras, que se esconden de Día, se apoderan de Ella y la asaltan, asustándola con sus dolencias, sus soledades de sombras sin materia, sus momentos de pesares, sus irónicas verdades. Acometiéndola y robándole su Luz. Noche se siente tan desprotegida por la falta de su compañero, Día, (el que siempre le lleva una ventaja atemporal), que no sabe cómo defenderse de los Seres Malignos del Tiempo, y sólo se deja hacer por Ellos. Deja que le roben su más preciado tesoro, la Luz que la habita, y que sólo comparte, con unos pocos amigos incondicionales. Y es ahí, en esa situación de desamparo, cuando se vuelve oscura, cuando es atacada por esos Seres que la abruman. Lo que Noche sabe, es que hay un sitio en el Mundo, en el Mundo de una Galaxia, en la Galaxia de un Universo, en el Universo de un Multiverso, en donde puede dormir meses, en vez de horas, años, en vez de días. Un lugar ad eternum, en donde, es Día, quien tiene que soportar a los Seres Malignos del Tiempo en su transcurrir. ¡Ah!, si alguien pudiera darle la dirección de ese sitio, Noche le estaría tremendamente agradecida, y, le devolvería el favor, marcándole el buen camino, mientras pasease a su lado, en sueños; en los que sólo se viven en su presencia nocturna. Pese a ello, a no encontrar a quién, Noche sigue soñando con que aparezca alguien que la lleve a ese lugar desconocido y lleno de Luz. Cada vez, le cuesta más despertar y encontrarse con esos ténebres Seres Malignos del Tiempo que se apoderan de su aura vespertina. Noche desea entonces, que su estado onírico, en el que se refugia cuando es atacada, no se vea interrumpido por Día, porque cuando éste llega, a Ella, no le queda otra opción que la de despertar. Y está tan a gusto en su cubículo de ensoñación. Excepto, claro, cuando tiene esas horribles pesadillas en las que lo Seres Malignos del Tiempo la despiertan de su sueño, invaden con sus angustias, los jardines construidos sobre la belleza de su excéntrico onanismo, y destruyen con sus inciertas presencias, las flores que tanto ha cultivado, y a lo largo de tantos eones, con tanto empeño y tanto Amor.
    -“Cada vez, me es más duro despertar. Cada vez estoy más a gusto en mi mundo onírico, donde, cada vez, son menos las pesadillas y más las beldades; menos las malezas, y menos la malicia. Cada vez duermo un poco más por alargar mi estancia en ese Mundo, el mismo, en el que Noche, se refugia de sus enemigos, los Seres Malignos del Tiempo.”….
    -Pues sí, este principio, sí que me gusta. Menos mal, que la sensación de escritor en decadencia, era sólo una percepción, porque llegó a asustarme seriamente……

    Al fondo del pasillo se encendió una luz. Abrió los ojos y logró ver cómo unas sombras desaparecían de la estancia, la Luz se las iba tragando mientras su visión se despejaba. Luego, la estridente voz de su mujer, le incomunicó definitivamente de los finos hilos que aún lo ataban al sueño. Y deseó seguir durmiendo. Temía despertar en aquella pesadilla de rutina; temía que se convirtiera en su Eternidad. Miró las sábanas, las sintió aún calientes, deseosas de ser poseídas otra vez por el sudor de su cuerpo, y siguió a su tentación. Se dejó caer hacia un lado, cerró los ojos, y penetró en el sueño; y sintió, cómo Noche le acariciaba el rostro, le agarraba de la mano y le susurraba al oído que por favor la llevara a ese lugar, que algunos afirmaban que existía, y en donde, ambos, podrían descansar, por fin, y para siempre jamás, en paz. En Paz y Armonía.
    Pero otra vez, la estridente voz de su esposa, lo sumió en otra nueva pesadilla.
    -“………..y luego Noche, se acurrucó junto a Él, para soñar; sólo para soñar…..”.-
    VALK
    Publicado por VALK en 15:56:00 ESCRITOS ESCRIBIDOS;IMPRESIONES;VIDEOS Y OTROS… ESCRITOS ESCRIBIDOS

    • R. Alzala
      julio 12, 2010 en 6:04 pm

      Gracias por el aporte Valk, sobre el texto caí presa de un bucle del que incapaz soy de salir.

  152. julio 13, 2010 en 4:08 pm

    Mil Gracias, Raúl. ¡Qué bueno que estéis ahí, aquí, en todas partes. Un Blogabrazo. Pronto pondré algún otro “escrito escribido”, pero reitero, aunque peque de cansina, ¡Gracias!.

  153. julio 29, 2010 en 3:29 pm

    Hola nuevamente. Aquí dejo otro de mis escritos. Espero que os guste. Un Saludo.
    UNA ENERGÍA INVISIBLE
    Me miré de arriba a abajo y me gusté. Regresé la mirada al espejo que estaba frente a mi, observé cómo la sinuosa curva de mi cintura se adaptaba fácilmente a aquel vestido. Sí, le diré a la dependienta que me lo llevo. Es más, saldré con él del probador y dejaré aquí el que me traje puesto hoy. Aunque recuerdo que la última vez, pasamos, la cajera y yo, unos esfuerzos tremebundos para quitarle el dichoso dispositivo anti-robo, que justo colgaba del interior del sacalejo, apuntando cual dañina puntilla hacia el lado donde la espalda, dicen, pierde su respetable nombre. ¡Uf!, el hecho de acordarme me sofoca. En fin, me lo quitaré, pero sólo hasta pasarlo por caja, luego entraré nuevamente en el probador de señoras, y me lo cambio. Este vestido no era de una marca muy conocida, pero así y todo me llamó la atención. La verdad, jamás pensé que me quedara tan bien. No suelo cambiar mis marcas comerciales, soy una mujer de costumbres. El último que compré era de la casa “El cautivo”. Tenía muchos de dicha etiqueta, pero estaba un poco cansada de siempre lo mismo, así que decidí que era el momento idóneo para renovar mi fondo de armario.
    Al abrir la puerta de casa, el primero en recibirme como siempre fue Testaferro, nuestro perrito. Como hacía de forma habitual, corrió por el largo pasillo preparado para avalanzarse sobre mí y abrazarme con sus enormes patas a la altura de mi cuello, pero esta vez, como en las películas de Dibujos Animados, derrapó a dos baldosas de distancia entre él y yo, de veinticinco por veinticinco cada una. Con sus ojitos negros y redondos me miró de hito en hito varias veces. Luego se acercó con mucha cautela y olió toda la parte baja del nuevo vestido. Se apartó las mismas dos baldosas de mí y ladró mientras me miraba inquisitivamente a los ojos. Bueno, pensé, al niño no le ha gustado, en fin, y avancé hasta el baño. Las necesidades biológicas hay que satisfacerlas en el momento en el que se presentan, ya habrá tiempo para enseñarle el vestido a Luis.
    Denuevo, en el espejo que adornaba una de las paredes del baño, miré cómo me sentaban de bien aquellas telas, llenas de bordados de colores por donde pasaba la luz, resaltándolos. Me impresionó descubrir que era yo la que estaba dentro de todo ese estallido de color que iluminaba a mi persona con mucho más ahínco que todos los anteriores trajes.
    Aparecí por detrás del sillón pequeño del salón, descalza. Puse mis manos suavemente sobre los párpados de mi amado Luis. “Tengo una sorpresa para ti”, le susurré al oido. Él sonrió, siempre lo hacía. En casa, siempre había un “siempre lo hacía”, fuera éste de Testaferro o de Luis. Me rozó las manos, como hacía siempre, pero esta vez algo lo paró de repente. Palpó en braille el encaje blanco que cubría los dorsos de mis dedos hasta la mitad de los mismos. Puso especial atención sobre el encaje del dedo corazón. Después de varios segundos de apreciación táctil, me colocó frente a él, tirando dulcemente de mi muñeca. Sonriente di la vuelta sobre mí misma dos veces para que observara lo bella que me hacía la nueva ropa. Pero cuando me encaré con su rostro, toda expresión de admiración o deleite, lucía por su ausencia. En su lugar encontré una nariz arrugada, dos comisuras de labios caídas, y unos ojos bañados en dudas. Escruté su gesto un par de minutos, porque tampoco yo salía de mi perplejidad. “¿Sucede algo?”. “¿No te gusta?”, pero él ya se había puesto en pie, y su mano avanzaba directa hacia mi cabeza. No pude esquivar el golpe, ni conseguí mantener el equilibrio, por lo que caí de costado sobre la mesita auxiliar. Mi vestido había quedado hecho una piltrafa. Se manchó con los restos de la pizza de la cena de Luis, los bordados quedaron del color de la pestilente ceniza que habitaba el cenicero, el calado azul que adornaba mi brazo derecho se tornaba rojo al contacto con mi sangre. Testaferro entró y le animó con sus ladridos que siguiera pegándome. No les hice caso y como pude, fui incoporándome. Luis no era malo, ni por supuesto lo era Testaferro, pero si algo de mí no les gustaba, o simplemente si ese algo pertenecía a ellos mismos, me pegaban.
    Una vez en pie, caminé tambaleante hacia el baño, pero antes de llegar, un impulso me hizo ir directamente al ropero. Abrí las dos hojas de madera, saqué todos los disfraces, y uno por uno fui leyendo sus etiquetas. “Boutique Absolutismo”; “La Piel del Cordero, S. L.”; “Sin Lugar ni Destino, La Finca, Torrelavieja, S/n.”; “Des-esperanza”. Con rabia fui arrancando uno tras otro aquellos malditos precintos que me ataban en contra de mi voluntad. Llena de aquel nuevísimo sentimiento, me encaminé hacia donde se hallaba mi espejo, es decir, al baño. Una vez más me busqué tras la piel, dupliqué mi reflejo para verme mejor, y un reguero de roja tristeza empañó mi mirada. La sangre se abría paso entre los surcos envejecidos de los bordes de mis ojos. Hasta ese momento no me había dado cuenta del agujero que atravesaba mi cráneo. Fijé la vista en la parte alta del vestido, y un curioso dato me sorprendió; dato, del que haciendo uso constante del mismo, nunca había llamado mi atención. No tenía cuello. El disfraz, carecía de cuello. Todos, absolutamente todos los vestidos que poseía lo tenían. Todos, menos éste. Poco a poco iba comprendiendo la razón por la que Luis me había golpeado, y por la que Testaferro me había rechazado. Era por miedo. Y era lógico que lo sintieran, en su lugar, a mí me habría sucedido lo mismo. Creo que también hubiera matado a Luis, y hubiese pataleado a aquél insolente chucho, si uno de ellos hubiera aparecido disfrazado con lo que me había decidido a vestir aquel día. No, tampoco yo soportaría esa insolencia. Luis, en varias ocasiones, gustaba vestir con diferentes distintivos. Uno de sus favoritos era “Le´Procaz”, otro “Le´Indolence”, le gustaban bastante los cuños franceses, nunca supe por qué. Un poco antes de morir me regocijé en mi pasado adolescente, cuando las prendas que elegía para ponerme a diario, no estaban influenciadas por las opiniones de nadie, ni por los consejos de mis amigos, ni por un comportamiento perruno. Era la época del statu quo de la libertad. Por entonces usé “Acracia, S.A.”; “No me pises que llevo calcetines, ctra. El Trapiche, nº5, La Laguna”, “Las Causas Perdidas”, y algunas más que, ahora con toda esta confusión de estar muriendo no recuerdo con mucho acierto.
    Recreé por última vez mi visión en el artificio que cubría mi maltrecho cuerpo. Quería morir con esa impresión grabada en las pupilas. Definitivamente, sí, me quedaba perfecto. Pena no haber descubierto antes aquella marca, cuántas cosas hubiesen cambiado. Cuando escapé del cuerpo, me hizo mucha gracia, porque lo dejé desnudo, me llevé puesto el vestido, y aquí no tuve que pasar por caja. Sentía curiosidad por lo que ponía la etiqueta, situada en un lateral de la falda, y al leerla, no pude por más que reir a carcajadas. ¡Tanto tiempo sabiendo que existía esa marca de alto standing, y sin atreverme a comprarla!. En fin, cuando la leí, tuve que reconocer que tanto Luis como Testaferro tenían mucha razón en deshacerse de mí. Me había convertido en un peligro, y su miedo, el de ambos, era apabullante. Comprendí aún con más empatía su proceder, el de ambos.
    Miré nuevamente la etiqueta y me fui sonriente mientras leía: “La Quintaesencia. Avd. La Quinta Esencia, S/n. El Infinito”.
    VALK.

  154. VALK
    octubre 13, 2010 en 8:13 pm

    DESEANDO DESEAR.
    En aquellos tiempos, todos me deseaban. Deseaban mis favores sexuales, pero sólo los obtenía quien yo deseaba que así fuera.
    Luego, en entre-tiempos, a los mismos que me deseaban, los deseaba yo, y entre todos nos organizábamos.
    Más tarde, anunciada ya la era atemporal, que suele ser después de haber cumplido cuarenta, sólo me desean los que yo quiero que me deseen, y sólo deseo, que el que deseo que me desee, nunca deje de desearme, puesto que es al único que siempre desearé.
    Y tú, ¿qué deseas de tu vida?.
    VALK

  155. VALK
    octubre 16, 2010 en 8:43 pm

    DE PROFUNDIS
    La Vida.
    ¿Qué tal si nos ponemos melosos?.
    ¿Os apetece?.- ¡Y por qué no!.
    Nadie ha dictado leyes en contra de la “melosería”, ¿no es así?.
    Yo creo que sí, que así es. Creo que es bueno de vez en cuando sentir esa afluencia de calor, subir por el estómago, cruzar el esternón, entrar con el torrente de sangre hacia esa arma letal a la que llamamos corazón, y afincarse por último en el cerebro, dejándolo en un estado semiinconsciente, localizando el deseo, tal vez en un brazo, en el ombligo, o en la subida casi mortal del placer por la columna vertebral.
    Sientes un hormigueo suspicaz, justo aquí, en el centro del pecho, que te hace sensual, voluptuoso. Inspiras hondo, y sientes un latido constante que recorre, desde la punta del dedo más insignificante de tu pie, hasta la superficie de la parte trasera de tu base de datos portátil. Este sentimiento presume poder, sabe que puede llegar a ser más imponente que cualquier otro. ¡Es tan susceptible!. A veces, cuando aún subyace en la sombra de algún otro que se interpuso a codazos, se encapricha en subvertir y te hace tanto daño como placer te da; siempre que empieza a fustigar en la misma boca del estómago, terminas riéndote de él. Y luego le miras fíjamente y te sonríe, al mismo tiempo, gesticulas con la comisura de tus labios una pícara semisonrisa para decirle, de esa manera interna, y única, lo feliz que eres sintiéndolo.
    Suspiras. Esta es una fase muy importante, porque llevas hasta lo más hondo de Ti, Todo acopio de Sensibilidad. En el mismo instante de expulsar, la increíble masa de aire contenida, expiras, también, ese absurdo imposible, que en situaciones detestables, hace que te hundas en la negra marea de la angustia.
    Consideras, entonces, que este sentimiento se merece mucha atención y un largo período para ser comprendido. Y entonces es, cuando cierras los ojos, reclinas la cabeza y vuelves a hacer ese rarísimo gesto con la boca que traduce tu Felicidad.
    La Piel se eriza. Alzas los hombros y los sacudes enérgica, pero sutilmente, de un lado a otro, hasta que de pronto, todo el fuego que llevas dentro arde en pequeñas llamas para fundir la pasión, en el escalofrío que baila en tu nuca. Vuelves a inspirar, y tus pezones se hinchan, sobresalen, alimentando la Pureza de ese momento.
    Te sientes tan bien.
    Es ahora cuando te pertenezco, cuando no me importa tu posesión; cuando el corazón late con más fuerza que antes y empiezo a sentirlo en la cara interna de mis muslos. Se instala en esa parte de mi, que , tan sólo Tú, sabes llevar al punto perfecto del almíbar, notando la presencia de tus dedos y el contacto de tus labios dentro de mi Venus privada.
    Ahora todo se confunde. Pasión, se llama, eso que ha entrado a la fuerza, en el comienzo infinito de mi instrumento del placer. El lago inmenso del interior de tu boca, acaricia con movimientos rotativos, humedeciendo primero, para empapar después, mi intimidad.
    Cada palmo de mi piel se convierte en diferentes estancias de tu hogar. Yo paso a ser huésped de tu propiedad. Fluyo en tu vientre y lo enveneno, me introduzco en tu sangre, invado tus capilares para llevarlos a un flujo contínuo, que los hace desbordar sobre cada poro de tu piel. Mis dedos absorben tus ganas para matarlas, las beben lentamente, como si de tu sangre se tratara, transportándolas hasta mi cerebro, donde se transforman en orgasmo.
    Mi Sentimiento y yo vagamos en tu hoguera, buscamos esa parte de Ti que se concentra en erguirse, y nos mezclamos con tu fuente de vida acumulada, esperando el momento de danzar en el interior de mi conducto membranoso.
    Jadeas. Ahora llega el sentimiento omnipotente. El momento último de la sabiduría de la Naturaleza. Llegas al punto máximo del encuentro mutuo. No quiero que esta fracción de tiempo acabe, mi amor. Me ubico en ella y puedo palpar lo etéreo. Contraigo mi cuerpo, tiemblo, sudo; te atraigo hacia mi, rasgando tu pasión, rompiendo tu deseo en un jadeo constante. Te silencio. Presionamos nuestros dientes hasta que las mandíbulas duelen. En cada presión, diferente placer. Tú, el tuyo, Yo, el mio. Tu carne se desliza sobre mi en ese líquido que suelta a borbotones, y con el cual, también escapa tu sustancia.
    Reflujo. Vuelvo al punto de partida, pero mi sentimiento se ha quedado satisfecho por una vez. Ha hecho lo que ha querido de mi, pero no le recrimino por ello. Junto a él, mi imaginación, ha hecho posible el goce de compartir contigo la perfecta sincronía Cuerpo- Alma que tanto andábamos buscando……
    ¿Recuerdas, Vida mía?.
    ¿Verdad?…..
    “Lo miró durante unos instantes mientras su respiración volvía a su acostumbrado ritmo, pero al parecer esta vez, con más calma que otras veces. Lo miró denuevo y con sarcasmo. “…Pero Tú qué vas a saber, si sólo eres una roca”…..y sacó el cuchillo de su pecho por enésima vez. Luego se incorporó, miró el cuerpo aun caliente del que había sido la Vergüenza de Sí Misma, su Verdugo y su Maltratador, y rió. Rió hasta que le dolió el abdomen debido a las contracciones. Cogió un lápiz de la mesilla de noche, lo mojó en la sangre que empezaba a coagular, y a modo de pincel, dibujo un payaso sobre el pene recién eyaculado y escribió: “Este ha sido mi mejor orgasmo”, y continuó riendo y riendo, cómo jamás lo había hecho.
    VALK.

  156. VALK
    octubre 29, 2010 en 3:29 pm

    IN MEMORIEN
    Esperaba un verso en mi piel que atravesase la niebla en la que se perdía mi razón cuando apareciste. Justo detras de mí. Sí, ahí estabas, con tu siempre raida camisa gris, y tu porte de varón humilde y sabio. No quise mirar mucho por temor a que te fueras nuevamente. Te veías joven e interesado en lo que yo escribía en el ordenador, todo lo contrario que cuando ocupabas un espacio en este rincón de uno de los Infinitos Mundos paralelos que existen, tan infinitos como infinita es la Energía que los conecta. Y entre tu y yo, por espacio de unos pocos segundos, hubo conexión extracorpórea. Probablemente llegaste primero porque, allá donde ahora yaces, soñabas conmigo. O por lo menos quiero pensar que es así.

    ¿Qué observabas?. ¿Me mirabas a mi, o a lo que salía a través de mi?.
    Luego, cuando los latidos se tranquilizaron, y la mente retomó su afer, pude pensar con frialdad. Pero la noche se hacía eterna y el rumor de tu mirada se cernía sobre mi congruencia, quitándole todo atisbo de cordura. Es por ello que me vi obligada a recordarte, recuerdo amable, eso sí. Jamás negué tu existencia, para qué. ¿A quién, más que a mi, iba a engañar si te negaba?. Y no lo hice. Creí en Ti. Y aún así, desapareciste otra vez. Nunca entenderé tus razones, pero algo me dice que tampoco tú entenderas las mías de por qué estuvimos en la misma línea dimensional por unos instantes, ya que para ti, en el momento en que despiertes, todo habrá sido un sueño, muy extraño, eso sí, pero sólo un sueño que compartirás con tus congéneres y creerán que lo tuviste, porque no tienen alguna razón lógica para dejar de creerte. Pero aquí, dónde aún sigo, cuatro años después de tu ida, sucede lo opuesto. Aquí eres, una Aparición, de las que no se cuentan, de las que no tienen la oportunidad del beneficio de la duda, o del derecho a la verdad, y aún así, aquí estoy, escribiendo ésto y dando el primer paso hacia la duda más irracional, porque hay algo que tengo muy claro; Existes.
    Nunca dejaré de amarte. Hasta pronto papá.
    VALK

  157. VALK
    octubre 29, 2010 en 3:31 pm

    TOC, TOC, TOC. ¡HOOOOLAAAA!. ¿HAY ALGUIEN AHÍ?.

  158. Robson
    diciembre 21, 2010 en 12:06 pm

    Mueren:
    los arcoiris
    los sueños
    los sí quiero
    el rayo verde
    el amor
    el manual
    la ilusión
    la paz
    la existencia
    las esculturas en la arena
    las mentiras
    las verdades
    las tormentas que vienen del mar…
    Y bajo este sol de carbón
    calco:
    arcoiris
    sueños
    sí quieros
    rayos verdes
    amores
    manuales
    ilusiones
    paces
    existencias
    esculturas en la arena
    mentiras
    verdades
    tormentas que vienen del mar…

  159. febrero 7, 2011 en 4:26 pm

    TRES SUSPIROS

    Muerte está pariendo a Vida,
    y Vida no quiere Nacer;
    no sabe qué hay más allá,
    no quiere perder su presente,
    no quiere salir de esa Paz.
    Ahí adentro,
    en ese infinito hogar
    en ése, su Útero Materno,
    Vida,
    palpa y siente a La Protección.
    Hay ocasiones, en las que por ende
    y en llegando a apreciar El Miedo,
    sabe ciertamente,
    que su Existencia está asegurada.
    Advierte que en ese interior,
    todo Miedo es conocido,
    sabe que es por eso,
    que todo encono sentido,
    bajo una feroz apariencia,
    no es más que otra contracción,
    no es más que otra sensación.
    Y es por ello que Vida,
    se niega a Nacer.
    No, no pide Morir;
    sólo quiere saber;
    saber qué esconde esa Luz,
    saber a qué extraño mundo no ve.
    Exhausta,
    Muerte sabe del miedo,
    también Ella al nacer lo sintió,
    pero, como toda Madre Viviente,
    en un alarde de duro coraje,
    dá un penúltimo empujón,
    contrae y expande su vientre
    se acelera su corazón,
    por fin parirá a su simiente.
    Y así Muerte se lastima,
    llora y sufre, el dolor,
    de ese pequeño Ente,
    que ahora ocupa su Ser.
    Vida se resiste,
    no quiere Nacer,
    ansía seguir allí,
    ligada a ese cálido vientre,
    ligada a quien la ha visto crecer….
    “¡Empuja, empuja!”,
    la exhorta el Amor;
    “¡No pierdas Firmeza!”,
    declara el Éter;
    “Ten Constancia y Paciencia,
    pues es Tu Hija a la que alumbras,
    y la que en un gesto,
    limpio y digno hacia tu Honor,
    huye de ser expulsada
    del abrigo de tu control”.
    Y Madre Muerte,
    firme y valiente
    en un último empujón,
    soltó a la cansada Vida
    que de tanto luchar por no irse,
    se había quedado dormida.
    Tres suspiros,
    sólo tres suspiros hicieron falta,
    para preñar denuevo a la Muerte,
    para emprenderle
    sin su permiso,
    un nuevo embarazo de Vida.
    Y en un parto eterno se convirtió,
    la Esencia del Ser y del Yo;
    lo que a Vida lleva a Nacer,
    lo que Muerte trae a Yacer….

    VALK.

  160. febrero 7, 2011 en 4:55 pm

    UN FINAL COHERENTE PARA UN CUENTO ESTÙPIDO

    “la coherencia es el último refugio de los carentes de imaginación”
    (Óscar Wilde)

    Empezaremos este final diciendo que el autor de lo que ahora, que con toda mi ciencia voy a manchar sobre este papel inmaculadamente blanco, es un perfecto imbécil, que en su nula sabiduría y en su mal genio e ingenio, no ha sabido tan siquiera distinguir lo que es un cuento de una historia breve, o una breve historia, donde el protagonista no aparece más que postrado en unas blancas sábanas sudadas y apestosas impregnadas de ese mortal tufillo que deja el adiós para siempre para siempre adiós.

    Al protagonista de nuestra historia le pondremos un nombre propio que por lo común es el más conocido en todas las partes de este planeta: Juan. Lo siento mucho por los juanes, juanas, juanillos o Juanetes, que se sientan terriblemente heridos y pisoteados por la tremenda sátira del tirano que dirige mis movimientos. Aquí llega el momento de mi presentación, pero ésta vamos a hacerla en un punto y aparte debido a su importancia.

    ¡Héme aquí, pobre infeliz!, caracterizado en una triste envoltura de plástico barato; guiado en contra de mi voluntad sobre un espacio vacío, recto, frío, al que llaman “hoja de papel reciclado”. Qué innominable desconsideración tiene para conmigo este ser promiscuo y antisocial, que, ora me usa, ora dispone de mi achatada prima hermana, “La Vanguardista de tinta mecánica”,como familiarmente se la conoce en mi distinguida, orgullosa y colorida partida de forros plastificados por los cuáles desciende, en un goteo constante y a merced de un despiadado asesino, mi perecedero flujo, sea éste, rojo, azul, negro, verde, mágico, o imborrable.

    ¡Bien!, y después de concederme este solemne acto de respeto hacia mí, merecido, por la imprescindible labor que ahora mismo estoy llevando a cabo sobre esta sustancia de “madera, ¿reciclada?” (incongruente, cómo todo lo humano), paso a prestarme a morir en la calcomanía de la absurda imaginación de la cosa que ahora me sostiene y que dice llamarse autor.

    Pasemos al arduo proceso (para poner sobre precedentes a mis distinguidos lectores) de contar los años de Juan, para lo cual nos remontaremos a su primer grito placentero que se produjo al salir de la asfixiante (y asquerosilla, dicho sea de paso) masa de carne sanguinolenta hospiciada opresivamente en una delgaducha, larga y bobalicona madre de familia numerosa. Partiendo de este agujero húmedo, oscuro y velludo, pero fecundo, recorramos periódicamente las edades que vivió corriendo, las que caminó, las otras, en las que estuvo dando constantes garbeos sin llegar a algún sitio en concreto, y por qué no, nombrar también, las que cojeó (matizando que no es éste un cojeo físico, aunque bien podría serlo, teniendo en cuenta la de veces que este buen hombre metió la pata), así que dicho ésto, sitúe el lector a Juan en la edad que más apropiada le considere para esta lectura.

    Este hombre obsoleto (pero, ¡qué culto soy!) pasó por este vertedero de variedades sin mucho valor, ni mucha gloria, ni mucho prestigio, ni mucha fama, ni mucha de todas esas tonterías que ese tipo de gente tan simple busca para ganarse el mendrugo de cada día. Un hombre tan ínfimamente importante, pensará el lector, nada puede legar al saber cotidiano como para ocupar este espacio tan preciado, pudiendo ser aprovechado en una culta disertación sobre las adversidades infastuosas de las políticas gobernantes mal idealizadas en la sociedad actual (entiéndase por actual, cualquier momento presente, ya que, en política, como en sexo, el tiempo transcurrido no interactúa en las formas), pero, que no se crea nadie nada, porque todo tiene un pero, y en este pedacito insignificante de cosa carnal, el pero, aunque menudito (Juan no era muy alto), tiene su importancia.

    Y hela aquí.

    En los últimos momentos de su insulsa existencia, acojonado ante su podredumbre intolerante, quiso dejar su granito de arena, sólo que acondicionado a su estatus mental. Y éste fue, el que letra por letra voy a textualizar, su trocito de piedra aportado al saber cotidiano. Les concedo una línea para que tomen aire, así que llenen sus pulmones y dispónganse a tragar, todo lo que a este ignorante en su culta vulgaridad, le dé la gana, imprimir.

    ___________________

    (Concedida).

    Y Juan, escribió:

    “…..a veces pierdo tantas horas aquí postrado en mi cama, intentando escribir algo impactante, eludiendo verdaderamente el problema. El hecho de manejar un bolígrafo, aunque mucho más fino quedaría decir una estilográfica, o la pluma de Cervantes, pero no es con finura, precisamente, con lo que mancho este folio blanco…..porque sólo es eso, ¿no?; un folio….

    ………¿qué decía?; el hecho de manejar un bolígrafo, ¡Ah, sí!, que el hecho de manejar un bolígrafo, despierta en mi el escribir sin orden ni concierto, lo que con contigüidad surja de mi mente. Enlazar un pensamiento con otro, sin creación, sin que exista un principio, ni por ende un final. Que te distraiga (como en este momento) una palomilla, o mirar de fijo el marco de la ventana que desapareció bajo la fina capa de cemento……pero, ¿qué quería reflejar cuando empecé diciendo que a veces pierdo tantas horas, vivas, pero vestidas burlonamente con rojos minutos de pasión y verdes segundos de esperanza, bailando lentamente la marcha fúnebre que tanto aborrezco…..Es demente, pareciera que estoy loco, ¿no?………((que lo estás Juan, que lo estás, que te lo está diciendo un bolígrafo, como insulsamente gustas en llamarme. ¡En fin!. Aclaro, los dos paréntesis, entre los que me encuentro ahora mismito, saldrán siempre que opine yo, que para algo, soy el que traduce los pensamientos de éste “mala jerga” al papel que ahora lees. Todo lo que se halla fuera de estos cuatro paréntesis, es pura charlatenaría Juaneresca, o basura de lo común, de la cual no me hago responsable. He Dicho.))……

    …….¿por qué, y para qué, este acto de dirigir el forro con tinta que aprisiono entre mis dedos y con el cuál doy forma abstracta (dícese patafísica en lo que a Literatura se refiere) sobre fondo blanco, o negro, o caoba, o nobopán chapado en formica (según el grado de pobreza que preceda al óbito) o gris como las cenizas, a Dios sabe qué absurdas divagaciones y tormentos psíquicos, guiados por la ambición, la vanidad, la soberbia, e incluso, el odio.

    Me tomo un respiro, porque de contínuo no he parado hasta soltar todo dicho,….¿se volvería loco Cervantes al escribir El Quijote?…..¿Debo escribirlo?….(silencio, me habla mi regidora)….Sí, debes hacerlo….me ordena, y yo, fiel a mi destino, y a sabiendas de que pronto la palmaré, le concedosu último deseo: “Actua a tu Libre Albedrío”…..y así fue que……

    ……¿obra de arte decías?, ¡Já!, yo me río de las obras de arte, (cuidado Juan, tu conciencia puede abnegarte y ponerte en contra de la Sociedad; y eso no está bien, Juan, ¡no está bien!), ¿y está entonces mal?. ¿Está mal que exprese lo que mis neuronas quieren?; ¿qué me dice mi cociencia?; ¿qué siga?, pues seguiré…….

    …………… Me río de la historia artística, de la literatura, de la escritura universal y única, de la escultura, de la pintura, de todas ellas, de todas las que están llenas de técnica, pero sin Alma; garabatos sin sentido, sin fondo, sin lágrimas, sin vida. Meras casualidades para que ésto y aquello combinen en una estructura ilegible, en una novela imposible, en una escultura sin Vida en la que una “G” negra sobre una “L” roja dibujada en un lienzo firmado por un nombre ampuloso al que todos alaban y halagan, se pretenda interpretar como una mujer fornicando en postura incómoda con un extraño amante que dice el firmante, es un centauro……. Escritas en un bestseller, no cambia mucho la historia (debe ser, que eso del Centauro acarrea público)…… Me río de la vida ficticia de algunos que han querido plasmar sus vivencias, sus sentimientos, sus “vergüenzas”, sus vanidades, sus mezquindades, su avaricia, su locura, su planteamiento de futuro, su inmundicia, en unas frases de palabras, en unas palabras de sílabas, en una densa pintura, en una piedra salvajemente aporreada y picada. ¡Já!, y ¿éstos ricos sin cultura o pobres incultos, han querido reciclar todo esta basura y convertirla en una Mentira robada a la Belleza?…….Por tanto, ¿qué es el arte?. Para encontrarlo, dicen los entendidos, has de tener ojos de artista, lentes de contacto especiales para distinguir los Sucios Vertidos del Alma de la Obra Artística (que suele ser la misma sólo que camuflada bajo las diferentes tendencias artísticas a las que se haga alusión)… …El arte tiene nombre propio. Si no lo ves, ni lo oyes, ni lo palpas, ni lo respiras en esa cloaca de vanidades de dónde proceden estos ignorantes depravados, conocedores de la Sabiduría,…((léase esto último, con un tirillo más irónico del habitual al que hace honor el texto))…serás un estúpido y obsoleto ser viviente, incapaz de comportarte, amar, vivir, reir, llorar; Ser, en un sólo y simple Todo, dejas de Ser, si no te llamas, aunque sólo sea para acallar a los más remilgados entendedores del arte, apócrifamente “Culto”, pero con educación, no con innatez. …….
    ………¡Já!, me río, y además ya supondrá el lector, porque espero haberlo transmitido, que mi risa es irónica asquerosa vil cruel y, además, encantadoramente deleznable.

    Rabia es lo que siento cuando la Hipocresía (a quién escribo con mayúsculas por ser alta dama aristocrática en la piel de burgués y esposa impuesta en el pellejo del proletariado) se viste de punta en blanco, con corbata al óleo abstracto, traje de lino o fino paño diseño italo-francés, mantón bordado en oro de la Virgen que no aplacó el hambre, tacón de media altura en zapatos de charol, bolso piel de cocodrilo con tirantes de visón, barba recién recortada con mostacho entreverado cana-rubio-cana-negro y como detalle de sobriedad, mirada fija de ojo a ojo y escrutando en la fachada pupilar: “¿Serás más listo que yo aunque menos oportunista, cabrón?”……..Vista y no vista quedó la putita (que siempre lo ha sido) que con su aire de Nerón y en un acto de fino orgullo, metió el rabo entre las patas y salió muy altanera después de dar la espalda y dejarte, por supuesto, como el gran rey de los imbéciles, sin más arma que tu ignorancia para creerte, de esta fulana engalanada, que vales menos que ella.

    Vuelvo y tomo un respiro que buena falta me hace, pero antes esto quiero dejar claro: ¿qué hace el hombre cuasi-culto sin el esfuerzo?, ¿qué refuerzo tiene, este hombre pobre inculto y este inculto pobre hombre, si le falla el esfuerzo?. ¿Qué hará con la fuerza si no la utiliza en esfuerzo?. “Esfuérzate y conseguirás un ascenso”, “esfuérzate y alcanzarás tu propósito”, “esfuérzate y serás alguien”, “esfuérzate y llegarás muy alto”……..¡esfuérzate, (les digo desde mi más humilde ignorancia), simplemente cuando estés estreñido!…..((¡Dios, ya está desvariando otra vez!, y además dijo un taco. ¡Dichoso malcriado!, uf, qué vergüenza tener que transcribir semejante ignominia, dísese, bueno, díseselo Él, literaria. Un color me sube, y otro me baja, como en mis primos lejanos, los bolis multicolores.))……..pero, para qué te vas a esforzar en entender o ser Culto, animal de carga, en conocer el Arte (ahora, sí, con mayúsculas), si todavía no sabes que hace millones de años, tú eras un primitivo (en proyecto de ser más primitivo aún, declaro) que garabateabas, grabando o pintando en las cuevas, que tu mujer parió trillizos, que soñaste que volabas en una piedra redonda y flotante (y no veas el jaleo que armaste con el tema de, ¿será un ovni?), que enterraste a tu vecino, porque era la única solución para que no oliera tan mal y por fin pudiste ser el líder, cazando a un antílope con una lanza que te regaló su viuda en señal de gratitud por el enterramiento, y que tan tiernamente representaste en las paredes de tu cueva……¿¡Ves!?, incluso antes eras más artista que ahora, y no intentes pintar en los muros de tu casa una cacería, sería una matanza y quedaría obsceno……….
    ………Existió otra humanidad, ¿sabes?. En ella, pintabas lo que vivías, lo que eras, lo que soñabas…..Luego vinieron unos miles de años después, a los que te dedicaste a escribir. Querías poner en práctica ese don tan novedoso que habías adquirido. La Palabra. Y entonces, píxelabas las mismas paredes que te vieron cazar, para más tarde adaptarlas a frases buceando en tinta sobre el pedacito de un árbol asesinado. Escribías contando tus interiores-ficticios-conscientes y cogsnocidentes…((¡pero si esta palabra no existe, Juan. Qué me estás dejando en evidencia!))…..y que a los demás les importaba un bledo pero que sonaban muy bonitos y por eso los leían…((respira, respira))… sin que existieran reglas ni patrones…((no hace falta que lo jures, no empeores lo presente))…de esta palabra va primero porque tiene mejor resonancia, o, eso queda redundante porque se repite (que ésto es en sí una redundancia, y válgase la misma en repetirse); o también, no infiltrar jamás lo Real en la Ficción, ya que es algo criminal, y queda excesivamente más estético a la inversa, y, por supuesto, mucho menos problemático al ojo crítico del siempre Buen Entendido y Sofisticado Público….¡Tan bello es relatar, que da igual como se haga, siempre y cuando llegue a penetrar!…((¡Ay, no!, ¡Peligro Poemático, Juan se nos pone Oneroso!))….Sí, no sé, adapta, por ejemplo un personaje real a un mundo ficticio; serán aceptados datos históricos, vivencias reales, Reales vivencias, corruptos beatos (e-t-c, que es lo que siempre se usa cuando te quedas en blanco, o parafraseando a Jardiel Poncela, el etcétera, es el descanso de los sabios, y la excusa de los ignorantes). Dibuja a Cicerón como capitán de un navío, y a Calderón de la Barca como su timonel. Crea un Shakespeare que sea el mejor gigoló del País de Nunca Jamás, y esculpe a tu perro en cera….((¡hummm!, ¿cómo se esculpe la cera?…¡Huy, lo que me huelo, pobre perrito!))….que, probablemente se llame Chucho o Toby (el cual escribo con “i griega” porque queda más estético)….((sí, fíjate tú, por una vez coincidimos, estético y así, como más artístico, ¿no?))….

    …….Un consejo he de darte antes de irme a descansar: “No oses Nunca profanar el Santo Nombre de los Autores-Artistas-Literatos, por si los intelectuales te asesinan con sus negras “Aches” y “Pes” y “Jotas” y “Ces”…((¡jejé, que capullo el Juan. Las iniciales nombradas tienen traducción, pero han de hallarla!. ¡Muy agudo!))…envenenadas y lanzadas con una fina cerbatana al gran rectángulo blanco que hace de contenedor de las mismas, blasfemando de que no los conoces o criticando en su defecto la triste agonía de su sapienza (por aquello que si utilizo, Sabiduría, puede crear asonancia con Agonía (contenida) y queda feo en este contexto). Ni se te ocurra jamás pronunciar los siguientes enunciados: “Las palabras se las lleva el viento” ; “Más vale un gesto que mil palabras”, o “Todo está en los Libros, menos lo que está en la Vida”….(ejem; ésta última es mía, modestia aparte)”…….

    Respira otra vez. Te concedo este punto y aparte para que te relajes, aprovechando la coyuntura de que Juan suple una necesidad fisiológica.

    Ahí llega nuestro muchacho, denuevo.

    ……..”¡Ay de aquellos que creen tener futuro cuando lo único que tienen es pasado!. ¡Bienaventurado aquél, que rodeado de intelectuales con perilla (o sin ella, tanto da), no critique nunca a uno de sus Dioses, porque de él será el Reino de la Hipocresía!…((¡Qué por el trabajo de la susodicha, dicho reino ha de ser muy agradable!. Tal vez sea por eso, por lo que tenga tantos adeptos, ¿no?))…..

    …..Es curioso cómo el Humano construye un arte, destruyendo otro, que al fin y al cabo, es el único que tiene. Este Ser, es paradójico, incongruente y contradictorio. Nada más nacer, está predestinado a destruir. LLega un día, en el que la cría de Humano, comienza a despertar de su letargo nuevemesino, y avanza durante todo un año, en período de latencia inteligente. Acabado el mismo, arranca el período destructor que lo acompañará para el resto de sus días, a éste le llamaremos, inicio en la ignorancia. Es aquí, en este instante fugaz y sin importancia, (que probablemente despertó con la rotura del jarrón que adornaba la mesita del salón) cuando sus ganas de romper se intensifican con el mismo placer que da el proceso. “¡Puedo Destruir!”. Esta expresión, viene a ser lo mismo que el “Eureka” de Arquímedes. La gran vergüenza, es el apodo que le han puesto a esta especie, pues, hasta para una Ameba resulta imcomprensible: “Sapiens-Sapiens” (y encima, repetitivo, ¡qué vergüenza!)……Este animal de costumbres, es el más estúpido perteneciente a la misma Tierra y Agua que la Ameba, a la cual le hace mucha gracia, que un tipo de esta especie, diga pertenecer a la rama Intelectual, (¡Artistas consagrados, oh beldades del Olimpo, acorazados con burla contra el desprestigio, alabando a los Ilustrísimos Artistas, y sin descuidar reirse de aquéllos pobres insulsos de conocimiento, Amén!), mientras mira, con muchísimo interés, eso sí, una estatillua tallada en piedra, representación abstracta de una lombriz (no sé si del gusano o del que la mira) y con cara de ciscunspecto (que su significado no entiendo, pero aquí queda muy bien) proclama su sentencia final con la solemnidad propia de su entendimiento en la materia (¿?): “¡Oh, qué hermosura!. ¿Habrase visto cosa más linda jamás hecha por el hombre?”……….La Ameba y yo (que coincidimos en casi todo) lo miramos y no vemos más que un trozo de piedra estropeada por un escoplo y un martillo, por lo cual, hemos preferido escarbar en la tierra y observar a una verdadera lombriz (y cómo no, deteniéndonos a escrutar el hocico del entendido, buscándole el parecido con cierto asno)…….Es a ese “artejo” al que critico, (y no al nudillo del dedo); es contra él, contra el que tenía que haber luchado toda mi vida, pero que por temor a ser discriminado y apartado con mi soledad, nunca ataqué. Nunca hice el menor intento de protesta por temor a parecer antisocial, y ésto, pudo más que mi propio Ser………

    ………..¿Has oido hombre de arena el dulce rumor de la vida?. Pues, escúchalo ignorante…((¡Ay, Dios, ya empezamos con los insultos!))…, que no sólo los oidos sirven para el sonido. Hay un rumor constante desde este blanco ataúd de algodón, que envuelto en tragedia me trae, dulces reminiscencias de mi pasado (como diría un poeta). Yo también soy poeta, pero sin métricas ni absurdas estrofas, pareados y versos. Yo utilizo la retórica a mi antojo y como a mi regidora le venga oportuno…….¡Pobre infeliz, absurdo contemporáneo! (y me dirá el lector, “Yo también sé hacer sátira y decir palabras mal sonantes)…((¡Y razón tiene, sí señor, no sabe cuánta!))…”¡Pues hágalo, cuadrúpedo rebuznante, si se siente autor!” (dirá un Dramaturgo)…….”¿Maneja usted bien la dialéctica, querido mico?” (dirá un filólogo) “porque si no es así, será usted sometido a la más cruel de las vejaciones: La Burla…….

    ………¿Soy demente o estoy muriendo?…((pues, para mal o para bien, ambas cosas, mi querido Juan))…Ya, poca inspiración me queda, casi no puedo recordar lo que escribo y vuelvo a mirar de fijo la ventana tapiada con esa extraña mezcla de cemento, arena y lágrimas…((¡Aaahhh, ésta debe ser la del principio! ¿Recordáis?))…¿Podré ver al cruzarla el agua salada que desprende el lagrimal de mi Amada, siempre falseada por la emoción del momento?. La marca exteriorizada de una vida maltrecha entregada a un Don Nadie con Alma de Lucifer y cuerpo de puritano, reflejada ante el espejo de quién quiso ser y no fue; ataviada con negros harapos cargados de plañideras porque el llanto ya no puede salir de la verdad, porque lo ahogó ella misma cuando se transformó en tiempo. La vida no es más, como diría Machado (que nunca dijo y yo digo) que la muerte en el olvido, de la que sólo te acuerdas, cuando vela tu sueño.

    Ya se me acaban las fuerzas y las ganas de aguantarlas. Dícese de aquellos que se llaman dichosos que su dicha radica en el saber vivir segundo a segundo en un placer constante y veraz….. Verás tú querido amigo, que mi vida, no se ha afanado en encontrar esa dicha, para poder decir en un trémulo suspiro apasionado: ¡Qué Bello fue Vivir!.
    Y firmo la presente en mis plenas facultades (pobres, incultas pero intactas) dejando escrito, que todo lo expuesto aquí, (a pesar de haber abusado de los recursos), es fruto de mi vivencia, y sírvase el lector de recurrir a su inocencia, más es lo único que tiene para seguir viviendo inconsciente, en el reino de la Hipocresía.”
    …………………………………………………………………………………………………..
    ¡Y por fin, Juan, la palmó!.
    Y con este final tan brusco que habrá provocado risas, llantos, aplausos y un sin fin de variedades, me despido, yo también, con este final coherente. El único que cabía en este cuento estúpido.

    FIN
    ………………………………………………………………………………………………….

    ………….((¿¡Pero, pero!?, ¿¡qué, qué!?….¡¡Oh, no, no!!…..¡¡Juan a vuelto!!……)).

    -Sí, efectivamente amigo Bolígrafo, soy Juan, y he venido desde el otro mundo, sólo para decirle a mis queridos lectores:
    –¿No es ésto que acaba usted de leer, una verdadera Obra Maestra?.

    ADIÓS.

    …………………………………………………………………………………………………..

    VALK.

  161. marzo 2, 2011 en 3:54 pm

    DISPERSIÓN

    Hoy le he hablado a una mosca.
    Le hice preguntas.
    Le di nombres, también verbos y adverbios, junto a adjetivos, pronombres, subnombres, recelos y anhelos, refugios del alma que se me habían perdido insconcientes en el propio y profundo desierto de su oasis, y siguiendo al zumbido del constante y sufrible aleteo del moscardón, mi mente divagó.
    Con fiel pulcritud a su tendencia de no poder ser más de lo que la naturaleza le ha concedido en referencia a su especie, la mosca, fiel a su condición, declaró su lealtad a todas las acepciones de su nombre que explica el diccionario de la Real Academia de la Lengua Española, entre las que podemos citar: mosca muerta; con la mosca detrás de la oreja; por si las moscas; estar mosca, ser mosca, y otras tantas, pero todas con el común de ser impertinentes, molestas, tercas o, en una palabra, insoportables.
    Saqué en conclusión que ser mosca no era nada bueno.
    Le pregunté: ¿quién eres?, ¿qué quieres decirme?; ¿tristeza?, ¿amor?, ¿salud?, ¿dinero?….¿traición?, ¿contradicción?.
    ¿Qué me quieres? ¡dí quién seas!, ¿¡qué debo callar y qué declarar!?; ¿razón?, ¿locura?, ¿perdón? o tal vez, ¿jamás?.
    ¿Qué me quieres?, ¡dí, quién seas!.
    De repente voló sobre mi cabeza haciendo surcos malabares, agobiándome los oídos con su run-run de moscardón gigante, mosca cojonera, o mosca azul, que era la que en realidad era.
    Luego, volvió a posarse sobre el cristal de la ventana, y se frotó con un donaire de merecida y repelente vanidad y altivez, muy propios de tal insecto díptero, las patas traseras una con la otra….y llegados a este punto mi mente erraba ya sobre si, mientras se frotaba las patitas, también se limpiaba con ellas el rostro, como lo hacen mis gatitos…y luego me dí cuenta de que escribía ésto, y pensé: ¿será ésto que a mi me pasa, eso que llaman mente dispersa los entendidos en psicología?, ¿o será que estoy, someramente loca, como diría el sentido común?, un familiar cercano de Dña. Psicología, pero que no se parece en absoluto a la misma, tan sólo comparten los genes propios de la evolución social….y cuando miré a mi alrededor, percibí el silencio, y algo en mi cerebro se activo y notó la presencia de una implosión interior, y ya la mosca se había ido, y con ella mis dudas, mi tristeza, mi amor, mi dinero, mi salud, mi verdad, mi traición, mi mentira, mi fe o mi convicción.
    Luego volvió, dió un par de vueltas, y como no encontró nada que la motivara a seguir jorobando la paciencia, porque básicamente se la había llevado con ella la vez anterior, se esfumó abiertamente por la puerta….,y junto a ella, también lo hice yo.

    VALK.

  162. Robson
    marzo 11, 2011 en 1:42 pm

    Como el lomo del marlín
    dirección la costa
    son tus intenciones.
    Las mías distan tantas playas
    como latidos en el pecho.

  163. Javier
    marzo 11, 2011 en 2:59 pm

    Y desde el pecho saltan arpones
    para tus ojos,
    maldiciones en lengua de marinos y ballentas,
    solvencias inventadas por los cíclopes
    que nos supieron dónde
    caer
    se
    muertos.

    • Robson
      marzo 11, 2011 en 4:52 pm

      Y recogeré sus cuerpos
      vestido con mi viejo
      disfraz
      de esqueleto
      abonaré la playa
      deshojaré arpones
      ¿y qué comen las ballenas?
      y Gregory Peck
      en el barrio porteño de la Isleta
      y el gran pez de corcho
      surcando la nada azul
      perdiéndose en el día 11
      ahora que nos encontramos.

  164. Javier
    marzo 15, 2011 en 9:11 pm

    Y tú y ella, sirena
    de la mentira,
    artesana de camisas rotas y cráneos vacíos
    de cerveza,
    abandonan las cuerdas frágiles del universo
    a lomos de un koala gigante
    enfebrecido de rojo licor

    • Robson
      marzo 20, 2011 en 12:54 pm

      Y de poco ha servido:
      seguirás con la mirada fija en el horizonte,
      yo, con los ojos en la línea
      blanca de la carretera.

      • javierhf
        marzo 22, 2011 en 2:02 am

        Y a medio camino,
        entre las venas oradadas
        de una autopista,en pleno infierno,
        tú y yo danzando bajo la sombra
        de gigantes irlandeses,
        dentro de la boca de un murciélago
        saturnino que se cansó de la noche. Allí, en AQuel motel
        de carretera de la GC-1
        donde Jonh Merrick ofrece sus famosos margaritas y gintonic, a cambio
        de conversación sobre el mar
        y las estepas de pecios;
        ese lugar en el que las galletas
        de la suerte, te llevan siempre dentro.

  165. rosario rangel torres
    marzo 16, 2011 en 5:22 am

    “SOL DE INVIERNO”
    Tu suave caricia, de amante fiel
    la noche eterna, con su frio aliento
    muerta y despierta, te esperara

    Siluetas invernales
    de tapias y alabastros
    caminan con sus pajes
    de pinos y ramajes
    vestidos de gris traje,
    las sombras son iguales
    y en escreto murmullo
    se arrastran tarde a tarde.

    sol de invierno,
    caricia para la nieve blanca;
    rojizo has de luz
    para la fria mañana
    que con astio refleja
    la sombra de la rama.

    las tardes invernales
    evocan la nostalgia;
    no hay pajaros cantando
    el nido gris los llama;
    el frio del invierno
    duele en la piel
    hasta llegar al alma
    evcando lo aucente
    deceando una mirada.

    el sol de invierno canta
    como timbre en la llama
    que consume el madero
    con que se abriga el alma.

    que gusto volver…

  166. rosario rangel torres
    marzo 16, 2011 en 5:56 am

    “”VERTE””

    Palabra y gloria hecha hombre,
    magnificente,
    verte esbosar una leve sonrisa
    casi inperseptible y casi imaginable,
    verte fue la gloria
    fue realizar un gran sueño,
    fue reafirmar una idea.
    No vaga, pero nunca antes vista asi.
    Fue verte sin tiempo, ni espacio,
    fue verte en sueño o como lo soñe
    en una existencia real
    tu mirada, cargaba el peso
    de todo un mundo destruido,
    toda la sal en las heridas
    y los latigos y las espinas
    y la daga y el dolor
    todo ello en tu rostro,
    y entre el peso de los que fueron
    y de los que seran, estabas frente ami;
    No mirandome sino ancioso de ser sentido
    por todo ser,
    Tu vista se recreaba levemente
    en la inocencia de un niño,
    en la majestuosa obra de una puesta de sol
    esto en algo menguaba tu pena
    amorosamente me dejaste soñar
    y redimierme en ti…
    ¿acaso el mundo, no necesita creer?

  167. rosario
    marzo 16, 2011 en 10:05 pm

    “”sol de invirno””
    Tu suave caricia
    de amante fiel,
    la noche eterna
    con su frio aliento
    muerta y despierta
    te adorara.
    Siluetas invernales
    de tapias y alabastros
    caminan con sus pajes
    vestidos de gris traje
    las sombras son iguales
    y en secreto murmuyo
    se arrastran tarde a tarde.
    sol de invierno,
    caricia para la nieve blanca;
    rojizo haz de luz
    para la fria mañana
    que con astio refleja
    la sombra de la rama.
    Las tarde invernales
    evocan la nostalgia
    no hay pajaros cantando
    tibio nido los llama.
    El frio de invierno, duele en la piel
    hasta llegar al alma
    añorando lo ausente
    deceando una mirada.
    El sol de invierno canta
    como timbre en la llama
    que consume al madero
    para entibiar el alma.

  168. rosario
    marzo 16, 2011 en 10:19 pm

    “”VERTE””

    Palabra y gloria hecha hombre
    verte esbosar una leve sonrisa
    casi inperseptible y casi imaginable,
    verte fue la gloria
    fue realizar un gran sueño,
    fue reafirmar una idea
    no vaga pero nunca antes vista asi
    fue verte sin tiempo, sin espacio,
    fue verte en un sueño o como te soñe
    en una existenca real.
    Tu mirada cargaba el peso
    de todo un mundo destruido,
    toda la sal en las heridas y
    los latigos y las espinas y la daga y todo el dolor
    todo en tu rostro
    y entre el peso de los que fueron y seran
    estabas frente a mi, no mirandome
    sino ancioso de de ser sentido por todo ser.
    Tu vista se recreaba levemente
    en la inocencia de un niño,
    en la majestuosa obra de una puesta de sol,
    esto en algo menguaba tu pena,
    y amorosamente me dejaste soñar
    y redimirme en ti.

    ¿acaso el mundo no necesita creer?

  169. rosario
    marzo 17, 2011 en 7:58 am

    Esto no sepuede llamar ni poesia, ni prosa, ni verso,tampoco relato, como talvez se podria llamar seria dolor del alma, sentimientos acumulados dolor de hermano, dolor del mundo, las circunstancias, los acontesimientos, de los ultimos tiempos,
    me viene dejando cada vez mas desolado el corazon, las crisis sentimentales, la escaces de compasion, la falta total de amor verdadero hacia muestro hermano; como caminar sin encontrarse con alguien que con la mirada suplica un poco de compacion,
    un trozo de pan y mendiga una mirada solamente una mirada voltear a ver hacia ese ser humano nos cuesta, nos pesa nos da flojera, sin pensar que la vida es justa y en no lejano tiempo podriamos ser nosotros los mendigos de comida, de trabajo, de caricias o simplemente de una mirada.
    El tesoro perdido de gran valor “el amor al projimo”.
    Y pensar que con ese valor se puede conseguir la gloria.
    “Ama a tu projimo como a ti mismo” palabras sabias y tan poderosas y pensar que practicarlas es tan sencillo solo que tenemos que conocer el valor de una palabra de aliento, el valor de una sonrisa, la poderosa magia de una mirada, es tan fuerte y profundo su contenido que cambia no solo la vida de los demas si no la propia vida solo hace falta la practica de dia con dia y no seriamos los grandes perdedores de los mas valiosos tesoros; tenemos la materia prima; “” “” agamoslo
    ” ” ”
    ” ”
    ” ”

  170. Javier
    marzo 26, 2011 en 1:57 am

    Noche. Ya es tarde.
    Blanco y negro.
    John Merrick recoge
    de dos en dos
    las almohadas
    de su cama,y las deja en el suelo.
    Muy despacio baja luego
    las sábanas y mira hacia atrás,
    en busca de un cuadro.
    “Por una vez quisiera poder dormir
    como los demás”.
    Jonh Merrick se acuesta y
    se tumba por completo
    sobre la cama.
    Último sueño para sus deseos.

    • Robson
      abril 4, 2011 en 9:19 pm

      “El circo llega a la ciudad, pueril sueño de huida”
      R. Alzala

  171. Javier
    abril 3, 2011 en 6:38 pm

    Madrid,
    carne perdida en mi lengua
    como el trago que se niega
    a caer y romper los recovecos de la garganta.

  172. javierhf
    abril 5, 2011 en 12:40 am

    ME quito el sombrero antes de llegar a la barra. Una vez apoyado, levnato la mano y pidos dos cervezas, y dos chupitos de absenta. Por el tiempo niño, y las noches muertas.

  173. Javier
    abril 8, 2011 en 6:51 pm

    Cocina
    freidora
    aceite caliente
    Cojo papas y las echo a freír.
    A los cinco minutos
    estallo cabezas mientras abro
    un bote de mahonesa.

    • Robson
      abril 9, 2011 en 10:42 am

      Las patatas y el filoxeno
      huyen de cocinas y freidoras
      de aceites calientes
      de minutos
      cabezas
      mahonesas y botes y botellas
      un gato inaugura la mañana
      saltando de capó en capó

  174. Javier
    abril 9, 2011 en 10:14 pm

    Veo dragones muertos en las uñas de mi boca.
    Los dientes callan.
    Los cactus perpetúan su vida
    en el desierto dejado de la mano de Dios
    por los inestables, los perros de la vida
    que sólo ladran al son de salchichones italianos.
    “No llores más”, le dije a un dragón.
    “Tu muerte es sangre de mi vida”.
    Y le di un golpe de madera en la cabeza,
    cerrando los ojos al escuchar el crack del silencio.

  175. Robson
    abril 12, 2011 en 11:34 am

    Es preferible salir corriendo, entrar en una cafetería, pedir café, usar la palabra como camión de basura rumbo al vertedero de la página… Antes de cagarla por completo: mezclar cubo verde-amarillo-azul e imposibilitar el reciclaje, el reencuentro, la confluencia.

  176. Javier
    abril 14, 2011 en 2:43 am

    Emplear, antes del salto,
    tus medianas horas para buscar una mano,
    un amor, una historia, un algo para
    saltar;
    y saltas,
    y al llegar te gsute o no sientesel inexplicable
    aguijón de palabras que profirieron otros labios.

    Decisión de otros, para tu vida. Cadenas,
    desde cualquier punto de vista.

    • Robson
      abril 14, 2011 en 1:27 pm

      Una mano siembra caricias
      la otra sesga la vida
      bajo
      el sonido
      de cencerros
      y grilletes

      • Javier
        abril 14, 2011 en 2:49 pm

        Una me da nata,
        otra me da la lana,
        y otra carne para toda la semana 😉

  177. Robson
  178. rosario
    abril 24, 2011 en 7:15 am

    hola amogos

    • Robson
      abril 25, 2011 en 10:50 am

      Hola Rosario

  179. Robson
    septiembre 27, 2011 en 11:14 am

    De tanto ir a la fuente
    bebí
    hasta los peces
    sobrehidratación
    los nemos trasiegan
    la pecera de mi cabeza
    olvidé
    nombres códigos postales
    medias verónicas
    alfabetos y tiempos

    no hay vino
    no hay copa
    en el suelo
    tras telón burdeos
    pedacitos vidriosos
    de lo que fuimos
    mientras
    continuaré
    preguntándome
    where’s Nemo?

  180. agosto 16, 2012 en 3:14 pm

    touche…nado y miro a través del cristal de mi pecera, con ojos y boca abiertos…

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: